RÍO DE JANEIRO.- Brasil, a cargo del mando militar de la Misión de Naciones Unidas para la Estabilización de Haití (Minustah) y el país que más cascos azules aporta a esta fuerza de paz, comenzó a embarcar este martes el que puede ser el último de sus contingentes en el país caribeño.

El ministro brasileño de Defensa, Raúl Jungmann, despidió en la Base Aérea de la ciudad de Recife (noreste) a 247 integrantes de las Fuerzas Armadas que embarcaron rumbo a Haití y que forman parte del vigésimo quinto contingente brasileño a integrar la Minustah.

Los demás miembros del contingente, integrado por un total de 990 militares, embarcarán hasta el 10 de diciembre próximo para sustituir a los 968 soldados brasileños que están en Haití y que comienzan a volver gradualmente al país a partir de esta misma semana.

Como la ONU autorizó recientemente la extensión de la presencia de sus fuerzas de paz en Haití hasta abril de 2017, el contingente brasileño cuyo embarque fue iniciado este martes y que permanecerá en el país caribeño por seis meses será el último, aseguró Jungmann.

El ministro, sin embargo, admitió que la ONU, cuyas fuerzas de paz completaron 12 años de operación en Haití, puede volver a extender el mandato de sus tropas, lo que dependerá de negociaciones multilaterales y de un nuevo acuerdo con el Gobierno brasileño.

El propio Jungmann, sin embargo, afirmó que Brasil rechaza una nueva extensión del mandato de la Minustah.

"Estamos en Haití hace 12 años y consideramos que es hora de atender otras peticiones. Tenemos solicitudes de la ONU para integrar por lo menos otras 14 o 15 misiones de paz", afirmó.

"Creo que para nosotros este ciclo tiene que ser concluido, pero eso va a depender, obviamente, de las negociaciones de la ONU y del Gobierno brasileño", agregó.

La última extensión del mandato de la Minustah obedeció a que las elecciones presidenciales del año pasado en Haití fueron canceladas por denuncias de fraude y los nuevos comicios estaban inicialmente programados para el 9 de octubre pero tuvieron que ser aplazados por los estragos provocados por un huracán.

El empresario Jovenel Moise, del Partido Haitiano Tet Kale (PHTK), es considerado el virtual vencedor de las presidenciales del pasado 20 de noviembre, con el 55,67 % de los votos, por lo que no necesitaría disputar una segunda vuelta, pero sus adversarios aún no reconocen la derrota y ya han convocado las primeras protestas.

La ONU, que llegó a tener hasta 30.000 militares en Haití en 2004, comenzó un proceso gradual de retirada hace dos años y ahora tan solo cuenta con las tropas brasileñas.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que con la muerte de Fidel Castro, Cuba se abrirá hacia la democracia?

Las Más Leídas