CARACAS.- Las fuerzas de seguridad en Venezuela suelen ser caracterizadas como villanos con uniformes oscuros, sin embargo, detrás de las macanas y los escudos, muchos policías también padecen la crisis económica y comparten las quejas de los manifestantes. Esto los ha hecho cuestionarse sus lealtades al gobierno que tienen que defender.

“También somos ciudadanos y no estamos exentos de esta crisis que nos afecta”, dijo una oficial de 46 años de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) al New York Times.

Antes de llegar a la zona de Caracas donde había manifestaciones salió de su hogar, una vivienda pública, entendiendo muy bien las razones de las protestas, ya que, como un otros venezolanos, ella revisa su refrigerador y está prácticamente vacío; apenas tiene comida para alimentar a su hijo.

“Antes iba al supermercado y había cinco marcas diferentes de leche, y podía comprar lo que quisiera… lo que quisiera, lo que pudiera”, dijo. “Ahora vas y no hay nada”.

La policía pidió mantener su anonimato, como otros entrevistados para este artículo, por miedo a represalias por parte del gobierno que los amenaza con ser despedidos de su trabajo, una labora por la que se les paga menos de 1,75 dólares diarios (según la cotización del mercado negro).

Ella dice que se siente entre la espada y la pared porque trabaja para un gobierno en el que ya no cree y el movimiento de las protestas la considera como una enemiga. “Si hablas mal de Maduro, te encarcelan“, advirtió.

Como no pueden manifestarse frente al Palacio de Miraflores, que está acordonado, muchos venezolanos han expresado su descontento en enfrentamientos contra los policías que tienen la tarea de contenerlos en las calles; les lanzan bombas molotov e incluso heces. Las autoridades dicen que hasta ahora han fallecido un policía y un miembro de la Guardia Nacional Bolivariana.

Otro policía de 26 años de edad, contó que mientras estaba cubriendo una protesta de estudiantes universitarios, recibió muchos insultos, pero lo que más lo molestaban ese día: era su paga, con la que apenas puede comprar una hamburguesa, y el hecho de que las protestas constantes lo han forzado a dormir en la estación policial donde los oficiales ya no tienen agua potable.

Agregó que lo que más teme es regresar a casa. Explica que en donde vive el crimen es tan constante que las pandillas han comenzado a atacar a los policías directamente y un integrante de su unidad fue asesinado a puñaladas el año pasado frente a su familia. La pandilla le ordenó que se pusiera su uniforme antes de ejecutarlo, dijo el policía sobre su compañero fallecido.

Una policía de 46 años pasó por momentos difíciles, durante otra jornada de protestas que ocasionó el cierre de varias calles en Caracas, esa vez se habían congregado miles de mujeres, vestidas de blanco y portando banderas y las fotos de hijos y seres queridos que han muerto en los disturbios.

La oficial que formaba parte del cordón policial que intentaba frenar a las mujeres tuvo que aguantarse las lágrimas en varios momentos. Dijo que las manifestantes son muy parecidas a ella. Su lucha es la misma y también sus lágrimas.

En algún momento, una policía le gritó a un oficial: “No seas débil, no llores”.

“Quería decirle: ‘Nadie es una roca, porque mis ojos también se llenaron de lágrimas'”, mencionó la oficial de 46 años. “Pero nadie puede decir cosas así en este trabajo”.

Aunque algunos oficiales creen que las protestas tumbarán al gobierno de Nicolás Maduro y podrán fin al desastre, otros apuestan por un acuerdo y la unión entre venezolanos.

En ese sentido, un comandante policial, con 23 años de carrera en la fuerza, recuerda otras oleadas de protestas que se parecen mucho a las actuales: las de 2014 en las que murieron 40 personas o las de 2002 que llevaron al golpe contra el expresidente Hugo Chávez.

Cambió muy poco después de cada una, dijo el oficial. Cuando se le pregunta si habrá un nuevo gobierno después de estas manifestaciones, se queda pensativo y responde: “Los gobiernos van y vienen, pero la policía siempre permanece”.

FUENTE: REDACCIÓN

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas