Dentro de unos días se cumplen cinco años desde que comenzó a construirse lo que algunos bolivianos llaman “El museo de Evo”.

El Museo de la Revolución Democrática y Cultural Orinoca-Oruro tuvo una inversión inicial de 7 millones de dólares y será el más grande de su país y uno de los mayores de Suramérica. Estará dedicado a la “revolución democrática y cultural”.

La obra tendrá 3.858 metros cuadrados construidos en una superficie de 12.000 metros en el pueblo natal del presidente Morales, Orinoca, situado en la empobrecida la región andina de Oruro.

El museo tendrá tres módulos con la forma de un quirquincho (armadillo), un puma y una llama, respectivamente; animales de importancia ancestral en la cultura andina, informó NTN24.

El módulo con forma de llama albergará los regalos que recibió Morales desde que llegó al poder en 2006, entre ellos el más de medio millar de ponchos tejidos que, según sus cálculos, tienen un valor de 100.000 dólares y le han permitido triplicar su patrimonio personal.

En el módulo se exhibirá una réplica de los zapatos que Evo Morales usó cuando era niño en labores de pastoreo, los juguetes improvisados con los que se distrajo y hasta la primera trompeta que tocó de la banda Imperial, reseña un amplio reportaje realizado por la Agencia de Noticias Fides (ANF).

Embed

En el bloque Llama, que exhibe la frase: “Del don a la diplomacia de los pueblos”, también habrá objetos pertenecientes a los pueblos originarios de los cinco continentes.

Como detalle, en una de las paredes se pueden apreciar las camisetas de fútbol oficiales que varios equipos del mundo le regalaron a Morales, entre ellas la del Real Madrid, de la Juventus y de la selección Argentina.

Las salas audiovisuales y de lectura se encuentran en el bloque Quirquincho. De manera extraoficial se conoce que este espacio se inaugurará con la exhibición de una película sobre la vida de "Evo Morales en Orinoca", reseñó ANF.

Esperan inaugurarlo en marzo

El gobierno de Evo Morales acaba de aprobar una asignación adicional de 2.570.000 bolivianos (unos 40 mil dólares) para la culminación de la obra que está casi lista.

Estos fondos se destinarán a la museografía y equipamiento del Bloque Quirquincho de la Revolución Democrática y cultura.

La previsión del gobierno es que en marzo de 2017 el museo abra sus puertas al público.

En una región sin servicios

Sectores de oposición, desde el inicio de la construcción han criticado que el gobierno de Evo Morales haya priorizado un museo por encima de las necesidades básicas de la población como agua o aguas servidas.

Según el Instituto Nacional de Estadísticas de Bolivia, en Oruro, en cuanto al servicio de agua, de las 243 viviendas registradas en el Censo solamente 77 tienen red de cañería y 12 desagüe sanitario.

En un lugar así persiste la pregunta de si este museo será un impulsor del turismo o un elefante blanco, ¿una obra sin sentido?, se pregunta la oposición.

“Se espera que la obra atraiga turistas, pero ello todavía demorará. En el pueblo no hay hoteles, aunque sí un residencial, que tiene cuatro habitaciones. Tampoco hay restaurantes. Se puede comer un sabroso chicharrón de llama en una esquina, en la que una mujer lo hace en un fogón, pero no existen más servicios de alimentación”, señaló ANF.

En defensa del gobierno, el partido MAS está seguro que con el “Museo de la revolución democrática y cultural” en Orinoca se alentará el turismo y mejorarán las condiciones de vida de los pobladores.

La oposición cree que esa infraestructura es solo un "elefante blanco" sin beneficio productivo.

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que luego del exhorto de El Vaticano y del retiro de la oposición de la mesa de diálogo, el Gobierno venezolano cumplirá con los acuerdos?

Las Más Leídas