PANAMÁ.- El presidente de Panamá, Juan Carlos Varela, instó este miércoles a su homólogo de Venezuela, Nicolás Maduro, a "encausar" esfuerzos que conduzcan una "solución negociada" con la oposición, que generen acuerdos en el corto plazo que incluyan el establecimiento de un cronograma electoral.

En un comunicado de tres párrafos, Varela hace un llamado tanto al Gobierno como a la oposición venezolana "a optar por una solución pacífica a la crisis" generalizada que vive el país suramericano, donde este miércoles otro manifestante murió de un tiro en la cabeza en el marco de un protesta opositora.

"Dando prioridad a la salvaguarda de las vidas humanas, hacemos un llamado a todas las partes, Gobierno y oposición, a desistir de demostraciones de fuerza, que solo agravan la situación económica, social y política de la República Bolivariana de Venezuela", indicó en el comunicado el Gobierno panameño.

El Ejecutivo de Varela "instó respetuosamente" a Maduro "a atender el llamado de la Santa Sede y encausar esfuerzos para alcanzar una solución negociada".

"Asimismo, exhortó a que esos acuerdos se den en el corto plazo y en el marco de las bases previamente pactadas por el Gobierno y la oposición, las cuales giran en torno a: 1) respetar el Estado de Derecho y los derechos humanos; 2) buscar la recuperación económica y social; 3) generar confianza entre la población venezolana y 4) el establecimiento de un cronograma electoral acordado entre las partes", expresó el comunicado, difundido por la Cancillería de Panamá.

"El Presidente de la República de Panamá reitera la importancia de que se alcancen los acuerdos necesarios por la vía del respeto y entendimiento, y manifestó su apoyo a los llamados de la comunidad internacional a garantizar unas elecciones democráticas y el respeto al orden constitucional", añadió.

Venezuela es escenario este miércoles de marchas a favor y en contra del Gobierno de Maduro a las que cada uno de los bandos ha convocado para medir fuerzas en la calle.

Varias de las manifestaciones opositoras han sido dispersadas con gases lacrimógenos por las fuerzas de seguridad cuando intentaban dirigirse hacia la sede de la Defensoría.

Las manifestaciones se producen cuando ya han transcurrido casi tres semanas de protestas antigubernamentales de calle que han dejado al menos seis muertos -entre ellos un agente policial- decenas de heridos y más de 500 detenidos, de los que más de 200 se mantienen privados de libertad, según balances de la oposición y de la ONG Foro Penal Venezolano.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario