No importa si todavía están en su paquete y nunca fueron utilizados. Los lentes de contacto que pasaron su fecha de vencimiento deberían ir al bote de residuos, no a los ojos. ¡No hay que exponerse innecesariamente a ningún peligro!

Las fechas indicadas en los envases tienen su razón de ser. Lo que sucede en el caso de las lentes es que con el tiempo dejan pasar menos aire, se vuelven más impermeables y menos porosas, y eso hace aumentar el riesgo de que los ojos contraigan alguna infección.

Utilizar lentes vencidas es como comer un yogur pasado de fecha, explica el experto Jorge Eckert. "Puede que no pase nada, pero puede que sí", sentencia. Eckert explica que, a diferencia de los alimentos, con las lentes de contacto es muy difícil juzgar si "están pasadas" o no a simple vista, por eso es mejor atenerse a la fecha.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que luego del exhorto de El Vaticano y del retiro de la oposición de la mesa de diálogo, el Gobierno venezolano cumplirá con los acuerdos?

Las Más Leídas