Eclipses lunares

Tétrada de "sangre"

Este espectáculo astronómico se producirá cada seis meses hasta septiembre de 2015, repitiéndose siete veces durante el siglo XXI

  •  FOTOGALERíA                      
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)
Se pudo ver en toda América y es el primero de una tétrada de lunas rojas que se repetirá prácticamente cada seis meses hasta dentro de año y medio, un fenómeno que ocurrirá solamente 7 veces en este siglo. (EFE)

Un eclipse lunar es un evento astronómico que se produce cuando la tierra se interpone entre el sol y la luna, en una alineación casi perfecta, bloqueando los rayos solares que llegan a su satélite y haciendo que este se oscurezca.

Estos peculiares eventos del cosmos se clasifican en: parciales, cuando solo una parte de la luna se oculta; totales, cuando toda la superficie lunar se oscurece; y penumbrales, que se producen cuando nuestro satélite entra en el cono de penumbra de la tierra.

Los eclipses totales de Luna son poco frecuentes, el último de ellos tuvo lugar el 10 de diciembre de 2011, pero más inusuales aún son las tétradas, como se conoce a la aparición consecutiva de cuatro de estos fenómenos. La última serie de cuatro eclipses totales tuvo lugar entre 2003 y 2004, ofreciendo un espectáculo único.

comienza cuando el borde de la luna ingresa al centro de sombra de la tierra, que es de color ámbar, en ese momento, la atmósfera filtra la luz solar, tiñendo de rojo la superficie lunar, en un evento similar a la coloración que adquieren los crepúsculos.

Superstición y miedo

Este fenómeno ha estado rodeado, a lo largo de la historia, de muchas supersticiones y referencias a profecías sobre desastres naturales de gran magnitud. Los mayas, por ejemplo, sabían predecir perfectamente cuándo se iban a producir los eclipses, tanto de Sol, como de Luna, lo que impresionó a los conquistadores españoles.

Los sabios sacerdotes mayas calculaban los futuros eclipses en base al Códice Dresde, el libro más antiguo escrito en América, según los historiadores. Para esta cultura, estos eventos astronómicos eran presagios de peligro, que requerían rituales y sacrificios. Una luna roja, por ejemplo, era la prueba de que los dioses estaban muy molestos.

Para algunos cristianos, los eclipses totales de luna se asocian, según la Biblia, a un irremediable mal presagio. El pastor John Hagee, en su libro "Four blood moons: something is about to change ", por ejemplo, afirma que la tétrada cumple la profecía bíblica del Apocalipsis.

Luna de Sangre

Para el pueblo judío, un eclipse de luna rojo es un mal augurio. Según el Talmud, libro de la tradición oral, significa la llegada de la espada, lo que simboliza la guerra, y la violencia. Este año, la situación resulta aún más interesante, pues la tétrada de lunas rojas llega justo a tiempo para el festival judío de la Pascua, que conmemora la supervivencia de los antiguos israelitas, una extraña coincidencia que sólo se ha producido siete veces desde la época de Yeshúa, nombre hebreo de Jesús.

Y es que, cada vez que este fenómeno ha coincidido con los días de fiestas judías, la nación israelí es sacudida por un gran evento, como en el año 1492, cuando los judíos fueron expulsado de España, en 1948, cuando se creó el Estado de Israel, y en 1967, fecha en que se ubica la Guerra de los Seis Días, un evento que marcó la recuperación de Jerusalén.

Este patrón, que relaciona a las tétradas lunares con eventos históricos relevantes, hace que muchos judíos insistan en que un evento o una serie de eventos relevantes, tanto para Israel como para el mundo, podrían ocurrir de aquí a septiembre de 2015.

Datos interesantes


- Los cuatro eclipses ocurrirán: el 15 de abril y el 8 de octubre de 2014 y el 4 de abril y el 28 de septiembre de 2015.

- Según la NASA, hay aproximadamente dos eclipses lunares por año, algunos de ellos son de penumbra y por tanto suelen pasar desapercibidos.

- Los eclipses de penumbra ocurren en orden aleatorio, por lo que sería rarísimo que se produjera una tétrada.

- Antes de finalizar el siglo XX, hubo un periodo de 300 años sin que se produjera un eclipse lunar, razón por la cual personajes como Isaac Newton, Mozart, George Washington, Napoleón o Abraham Lincoln, nunca vieron uno.