Por Omar Claro

El desabastecimiento y alza del precio de los alimentos en el régimen de Nicolás Maduro, dos de las tantas calamidades que en medio de la crisis aflige al ciudadano de a pie, cercenó de cuajo los ingredientes del plato maestro de la gastronomía venezolana y el más tradicional en las fiestas navideñas: la hallaca.

Hoy, el béisbol amanece entre los posibles sacrificados. Y la pregunta es ¿logrará sobrevivir a una nueva temporada uno de los patrimonios nacionales del país andino?

La venidera campaña será la primera para el incipiente presidente de la LVBP, Juan José Ávila Fermín.

“Después de más de 70 años de historia, la liga ha demostrado que tiene igual de vigencia que la iglesia católica venezolana o la Universidad Central de Venezuela”, cuenta Ávila. “Las encuestas siempre insertan al béisbol entre las actividades que despierta mayor interés en el país”.

Hoy por hoy, la identidad nacional y la cultura popular se tambalea en una anacrónica Venezuela, huérfana de libertad, hambrienta… y sin hallacas.

“Los ocho clubes han creado una gran afinidad entre millones de fanáticos por todo el país. Béisbol es Navidad es una creación del ingenio popular para reseñar el arranque de la liga en octubre y su final en enero”, sostiene el presidente.

“Ser venezolano es una forma de vida y conlleva a sentir una solemne afición por el béisbol. El respeto a los colores del club preferido forma parte de la idiosincrasia del criollo”.

El patriota y escritor cubano Joaquín Nicolás Aramburu y Torres (1885-1923) escribía a principios del pasado siglo XX que “a la patria se le sirve por muchos caminos, en incontables detalles de la existencia colectiva”.

De momento, el béisbol venezolano conserva su aureola.

“Se trata de nuestro patrimonio nacional. ¿Alguien pondría en duda la legitimidad del joropo y la arepa venezolanos?”, aclara Ávila Fermín.

En enero de 1994, el presidente electo Rafael Caldera (1916-2009) adelantó en media hora su alocución en cadena nacional de radio y televisión para dar paso a la serie final Caracas-Magallanes. Y más cerca en el tiempo, en 2011, el mandatario Hugo Chávez (1954-2013) hizo lo propio durante una extensa cadena nacional al permitir que los canales privados pudieran trasmitir la semifinal Bravos-Águilas”.

Y aunque algunas voces se han levantado para detener la temporada 2017-2018, el consenso popular y la propia voz de la liga replican que el show debe continuar.

“Nuestros estatutos tienen establecido que nuestra liga es apolítica. Tengo la absoluta certeza de que vamos a tener béisbol en Venezuela a partir del 10 de octubre próximo”, remató el mandamás del circuito invernal criollo.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas