LONDRES.- Sin necesidad de ofrecer su mejor versión, la colombiana Caterine Ibargüen y la venezolana Yulimar Rojas se clasificaron este sábado para la final de triple salto, la prueba de sabor más latino de cuantas se disputarán en los Mundiales de atletismo de Londres.

Vigente campeona mundial, Ibargüen conquistó su plaza con un único salto de 14,21 metros. Rojas, la mujer que aspira a destronarla, lo hizo con 14,52 en su segundo intento. Sólo la kazaja Olga Ripakova, con 14,57, saltó más lejos que la joven venezolana.

"Gracias a Dios estamos en la final, que era a lo que veníamos. Ahora, a prepararse para ella", señaló una radiante Rojas, con su cabello verde recogido en una cola alta, tras lograr su pase a la final del próximo lunes.

"En el primer salto me quedé muy atrás. Quería marcar de una e irme", explicó la venezolana, que en su intento inicial no pudo pasar de los 14,17 metros.

Con el cabello teñido de verde por "una promesa que tiene que ver con este Mundial" y que espera que se cumpla, Rojas centró toda su atención en la competencia y dejó a un lado los problemas políticos, sociales y económicos que en los últimos meses se agudizaron en su país.

"Veo las cosas y estoy un poco triste por lo que pasa allí, pero intento estar concentrada en mi competencia" "Veo las cosas y estoy un poco triste por lo que pasa allí, pero intento estar concentrada en mi competencia", se limitó a señalar la estrella venezolana, que desde hace meses reside y se entrena en la ciudad española de Guadalajara, preguntada por la crisis de Venezuela.

Con la seguridad que la caracteriza, Ibargüen, por su parte, sólo necesitó exprimirse una vez. Tres zancadas fueron suficientes para que la ya doble campeona mundial y campeona olímpica en Río 2016 lograra la mínima que le permitirá luchar por su tercera corona planetaria.

"El objetivo era clasificarse con un solo salto y se logró", apuntó Ibargüen en la zona mixta del Estadio Olímpico de Londres.

"El lunes voy a dar lo mejor de mí, con alegría, y por qué no a ganar el oro", añadió la estrella colombiana con una amplia sonrisa.

"No tengo ninguna duda en mi mente", remató con tal firmeza que no dejó lugar a las dudas sobre su determinación.

Pese a que los suyos no fueron los mejores saltos de la mañana de este sábado londinense, nadie duda de que las dos estrellas latinas más fulgurantes se disputarán el título el próximo lunes.

En lo que va de temporada, Rojas ya superó a Ibargüen en la Golden Gala de Roma. La colombiana, luego, se tomó la revancha en la de Mónaco.

En su mejor actuación de esta temporada, la venezolana, que fichó por el Barcelona español esta temporada, logró brincar hasta los 14,96 metros.

Su plusmarca personal está en 15,02, lejos de los 15,31 de Ibargüen, que esta campaña también hizo una mejor marca de 14,96.

Así, tremendamente igualadas, y con manifiesta rivalidad, dos de las atletas sudamericanas más destacadas de los últimos años lucharán el próximo lunes por subirse a lo más alto del podio y dar la primera medalla a su delegación.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas