MIAMI.- Los Warriors de Golden State se proclamaron campeones de la NBA este lunes al vencer a los Cavaliers de Cleveland por 129-120 en el quinto juego de la Final, para acreditarse su segundo título en las últimas tres temporadas.

El quinteto de Oakland fue infinitamente superior a sus rivales en estos playoffs, que terminaron con un impresionante récord de 16-1, para terminar conquistando su quinto anillo de campeones en la NBA.

Embed

La tropa comandada por Steve Kerr, contó con varios factores en esta serie final en la que lograron contener a un gran LeBron James que no pudo revalidar su título con los Cavs.

Acá las claves de la victoria de Golden State:

Kevin Durant en rol protagónico: el alero asumió el liderazgo del equipo, a pesar de la presencia de Stephen Curry. Durant, quien terminó como el MVP de la Final, se creció en la ofensiva al anotar 30 o más puntos en todos los juegos de la serie. El único que había hecho algo similar fue Saquille O'Neal en el 2000.

Kevin Durant.jpg
Durant se quedó con el premio al Jugador Más Valioso de la Final de la NBA.
Durant se quedó con el premio al Jugador Más Valioso de la Final de la NBA.

Ofensiva arrolladora: los Warriors estuvieron encendidos en la cancha al anotar 113 puntos o más en cada uno de los encuentros de la Final, teniendo un promedio de 121.6 por partido. Además, los Golden State contaron con cuatro jugadores con 10 o más puntos por partido en la serie: Durant (promedió 35.2 puntos por partido), Sthepen Curry (26.8), Klay Thompson (16.4) y Draymond Green (11).

Stephen Curry.jpg
Stephen Curry conquistó su segundo anillo de campeón en las últimas tres temporadas.
Stephen Curry conquistó su segundo anillo de campeón en las últimas tres temporadas.

Defensa férrea: pero no todo fue un gran despliegue ofensivo, ya que los Warriors lograron ponerle un freno a James y compañía. Los Golden State robaron un promedio de 7.6 pelotas por juego y tuvieron 4.4 bloqueos por partido en la serie. Limitaron a los Cavaliers a 114.8 puntos en la final.

Kyrie Irving.jpg
La defensa de Golden State le puso un freno al ataque de Cleveland que dejó un promedio de 114.8 por partido.
La defensa de Golden State le puso un freno al ataque de Cleveland que dejó un promedio de 114.8 por partido.

"Con Durant sabíamos que la bendición de seguir haciendo un gran baloncesto y estar de nuevo en las Finales por tercera temporada consecutiva era algo que podíamos lograr y lo hicimos", destacó Curry, que junto a los Golden State están marcando una época en la NBA.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas