Una nueva moda ha aparecido en varias tiendas estadunidenses con la comercialización de una mezcla en polvo a base de cacao que asegura el surgimiento de un estado de euforia pero sin los peligros del alcohol o las drogas ilícitas.

Los médicos advierten que no existen estudios sobre los efectos en la salud de ese tipo de inhalaciones, pero adelantan que podrían bloquear los senos nasales, según relata el portal de noticias Notimex.

Nick Anderson, quien a sus 29 años se ha convertido en promotor de esta moda, reconoce que no se trata de una idea original, sino de la adopción de una tendencia que hace tiempo existe en Europa.

Al parecer el antecedente data de una década atrás, cuando el chocolatero belga Dominique Persoone ideó un aparato para inhalar chocolate que fue usado en una fiesta de los Rolling Stone, reporta el sitio especializado FoodDIVE.

La misma fuente aclara que se usaba cocoa y no cacao como ahora en el “Coco Loko”, y fue empleado para que los invitados probaran el chocolate con que se preparaba un postre que incluía frambuesa.

Anderson afirma que trató de comprobar los efectos de ese tipo de inhalación, y tras hacerlo, se convenció de que “el futuro estaba aquí”, de acuerdo con el Washington Post.

Por ello invirtió 10.000 dólares para desarrollar su formula de cacao inhalable, a la cual llegó tras una decena de intentos que hizo en dos meses a cargo de la empresa fabricante de suplementos alimenticios Legal Lean, con sede en Orlando, Florida.

La fórmula, sin autorización de la Food and Drug Administration (FDA), incluye cacao, gingko biloba, taurina y guaraná, ingredientes comunes en las llamadas “bebidas energizantes”.

Es una manera libre de drogas de mantenerse alerta, reza la promoción.

La fórmula definitiva tiene un efecto de 30 a 60 minutos, y hace sentir al consumidor eufórico pero motivado para hacer sus tareas, afirma Anderson.

Por su parte Andrew Lane, director del Johns Hopkins Sinus Center, advierte que se carece de información sobre los efectos en la salud de este polvo inhalable, pues no se han realizado estudios.

Considera poco probable que si alguien busca una droga fuerte, vaya a empezar por inhalar chocolate, y reconoce que en todo caso esta fórmula sería mejor que recurrir a una droga ilícita.

Empero, el Washington Post recuerda que expertos médicos han mostrado preocupación por los efectos de las bebidas energizantes, que por lo general son elaboradas a base de cafeína, taurina y guaraná.

Son productos que elevan la presión sanguínea y aceleran el ritmo cardiaco, efectos que pueden aumentar si taurina y guaraná son inhalados.

Lane describe las peocupaciones que llama “obvias”. En primer lugar se ignora que cantidades de cada uno de los ingredientes pueden absorber las membranas nasales.

El experto médico advierte que el polvo podría crear una pasta que bloquería los senos nasales, que tienen que ver en la respiración, la voz y el sentido del olfato.

La FDA informó al rotativo que antes de pronunciarse sobre el Coco Loko tendría que analizarlo, mientras que un vocero de la Drug Enforcement Agency (DEA) indicó que desconocía algún tipo de alerta en esa entidad por el citado polvo.

Por lo pronto la mezcla ya es popular en la comunidad hip-hop y en colegios de Houston y Atlanta, afirma su fabricante.

El creador del producto indica que él lo usa como alternativa al alcohol cuando sale, durante largos viajes en automóvil, conciertos y situaciones sociales en las que se siente ansioso.

Deja tu comentario: