Meizu: un teléfono chino que sorprende con dos pantallas
El fabricante asiático de celulares dejó boquiabiertos a más de uno con el lanzamiento de los modelos Pro 7 y Pro 7 Plus, que tienen un display ubicado en la parte trasera

El fabricante chino de teléfonos celulares sorprende con el Meizu Pro 7 un dispositivo con dos pantallas, una frontal y una trasera. El display trasero, de dos pulgadas de alta resolución y tecnología AMOLED, permite ver las llamadas entrantes y la hora, sin tocar el terminal.

El dispositivo llegará al mercado en dos versiones, el Pro 7 y el Pro 7 Plus. El primero traerá una pantalla delantera de 5,2 pulgadas Full HD con 1920 x 1080 píxeles y 4 GB de RAM y el otro montará una pantalla Quad HD de 2560 x 1440 píxeles y 6 GB de RAM. A pesar de la diferencia de tamaños los dos terminales presentan un diseño muy parecido. Están construidos con un único bloque de aluminio con lector de huellas frontal en el botón de inicio y un jack de auriculares.

Meizu vuelve a trabajar con la compañía china Media Tek para introducir Helio P25 en el Pro7 y Helio X30 en el Pro 7 Plus que, algunos analistas consideran, de pobre desempeño y prevén la posibilidad de recalentamiento de los aparatos. El modelo Pro 7 lleva un chip de ocho núcleos a 2 GHz, mientras que el Pro7 Plus viene con un procesador de 10 nanómetros y 10 núcleos. Ambos teléfonos cuentan con un chip de audio independiente que les garantiza gran calidad de sonido.

La cámara tiene dos sensores IMX386 de Sony, el primero para las tomas de color y el segundo para los tonos monocromáticos. Meizu asegura que gracias a la tecnología AMOLED, la pantalla trasera no influirá en la duración su batería 3000 mAh. Sin embargo, permitirá a los usuarios tener siempre a la vista la hora, las notificaciones de mensajes, ver el parte meteorológico y tendrán fácil acceso al podómetro que dice cuántos pasos dan día. La función más impresionante es que permite hacer los selfies con efecto desenfoque.

El fabricante chino no es el primero que apuesta por las dos pantallas, la marca de teléfono rusa Yotaphone utiliza en sus dispositivos una pantalla que ocupa toda la parte trasera, lo único que el dispositivo ruso utiliza una pantalla de tinta electrónica específica para leer textos de libros.

El Meizu estará presente en 17 mercados internacionales a un precio de $430 y $550. En el mercado norteamericano no se espera que se vendan estos dispositivos.