SEÚL.- El Ejército estadounidense volvió a enviar dos superbombarderos a Corea del Sur para realizar unas maniobras con el objetivo de intimidar a Corea del Norte tras sus últimos ensayos nucleares y con misiles, informó hoy el Ministerio de Defensa en Seúl.

Los dos bombarderos del tipo B-1B realizaron las maniobras junto a cuatro aviones de combate polivalentes F-35B estadounidenses y aviones de combate surcoreanos. Según los medios locales, el ejercicio consistió en la simulación de bombardeos junto a la frontera con Corea del Norte.

El Ministerio de Defensa surcoreano se refirió a la maniobra como "parte de un entrenamiento disuasorio regular" contra la amenaza del programa nuclear y de misiles norcoreano.

Estados Unidos ya envió en otras ocasiones bombarderos a Corea del Sur para demostrar su fuerza militar. Los aviones estadounidenses volvieron a su base en Japón y en la isla del Pacífico de Guam tras el ejercicio.

El conflicto con Corea del Norte lleva varios meses escalando. Pese a la imposición de nuevas sanciones por parte del Consejo de Seguridad de la ONU, el país comunista volvió a lanzar el viernes un misil de medio alcance que sobrevoló Japón y cayó en el Pacífico.

El Consejo de Seguridad condenó el ensayo, pero decidió no dar más pasos por el momento. El órgano de la ONU decidió hace una semana ampliar las sanciones contra Corea del Norte por su ensayo nuclear del 3 de septiembre.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario