DETROIT.- Un juez de Estados Unidos aprobó este viernes el acuerdo que alcanzó la automotriz alemana Volkswagen con el Departamento de Justicia de ese país por 4.300 millones de dólares por el escándalo por la manipulación del sistema de emisiones de gases contaminantes en sus vehículos diésel.

El acuerdo, alcanzado en enero, contemplaba que Volkswagen se declarara culpable de tres cargos: conspiración para defraudar a los clientes estadounidenses y violar las leyes ambientales, obstrucción de la justicia al destruir documentos relacionados con el escándalo e importación de automóviles con declaraciones falsas.

El pacto establecía que la automotriz deberá pagar una multa de 2.800 millones de dólares por los delitos cometidos y 1.500 millones de dólares por demandas civiles.

Además, Volkswagen recibirá una probatoria de tres años, se someterá a un monitoreo de ética y de cumplimiento independiente y cooperará con la investigación en curso sobre los individuos responsables del fraude.

La Justicia estadounidense quiere demandar a varios ejecutivos de VW por su participación en el escándalo. La mayoría vive en Alemania, por lo que no podrán ser extraditados a Estados Unidos.

En septiembre de 2015, después de haber sido acusada por las autoridades medioambientales estadounidenses, Volkswagen admitió que manipuló el sistema de control de emisiones de gases contaminantes en casi 600.000 vehículos diésel para cumplir con las regulaciones locales.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario