MIAMI.- Cuando se creía que el alcalde de Hialeah, Carlos Hernández, no encontraría más tropiezos en su aspiración de mantenerse en el cargo otro periodo de cuatro años, el exmandatario de esa localidad, Julio Martínez, reapareció en la palestra con una apelación al fallo judicial que había dado luz verde al edil en ejercicio para someter su nombre a consideración de los votantes en los comicios del próximo 7 de noviembre.

La apelación fue presentada por el abogado José “Pepe” Herrera, actuando como apoderado de Martínez, ante el Tribunal del Tercer Distrito de Miami-Dade, en contra del fallo de primera instancia dictado por el juez 11 del circuito de la zona condal, John Schlesinger, a principios del mes de julio pasado, decisión que permitió a Hernández oficializar su campaña y postularse como candidato.

El nuevo recurso señala una supuesta violación a la Carta Constitutiva del municipio de Hialeah, que estaría cometiendo Hernández al pasar por alto los términos para ejercer el rol de alcalde de esa municipalidad floridana. Mientras el demandante asegura que Hernández ya está terminando el segundo periodo que le permite la Constitución municipal, el edil sostiene que solo ha desempeñado un término completo y que puede aspirar a un segundo de cuatro años más.

El fallo del juez Schlesinger se produjo como respuesta a una primera demanda presentada por Martínez, el pasado 22 de mayo, bajo el argumento de que el alcalde Hernández debía suspender su campaña política de reelección por violar la normatividad del municipio. En esencia, la determinación del juez tuvo en cuenta que el primer mandato del alcalde mediante el voto del pueblo fue solo de dos años.

No obstante, para el exedil Martínez, la Constitución de Hialeah es “clara” al prohibir que un mandatario ejerza más de dos “términos electos”, sin especificar el tiempo de cada uno. Hernández fue elegido en unas votaciones especiales para el periodo parcial 2011-2013 y, posteriormente, lograría otro triunfo en las urnas para desempeñar el término completo 2013-2017.

Hernández compite por la alcaldía en las elecciones de este 2017 contra la empresaria Tania García y el activista comunitario Juan Santana y, aunque aún no se conoce ninguna encuesta oficial, las opiniones de algunos expertos en política muestran al actual mandatario de “La ciudad que progresa” como probable ganador en la contienda electoral.

Sin embargo, la apelación instaurada por Martínez podría “aguar la fiesta” a Hernández, quien reaccionó seguro de que la ley está a su favor, dando por descartado que su campaña tenga que ser desmontada ante una eventual derrota en los estrados judiciales. “Eso no va a pasar”, afirmó.

Motivaciones

Martínez, un veterano de la Guerra de Vietnam que ejerció como alcalde de Hialeah entre los años 1990 y 1993, aseguró que no tiene nada personal en contra de Hernández, y que solo busca preservar la Carta Constitutiva de esa municipalidad.

Cree también que la decisión del juez Schlesinger podría haber sido motivada por el simple hecho de quitarse esa responsabilidad de encima. Según dijo, “los jueces también hacen política y son elegidos por el pueblo en estas ciudades”.

Agregó que “dos términos son dos términos, y la clave en la Carta Constitutiva es la palabra ‘electo’. Entonces, como se ha visto, ya él fue elegido dos veces y no tiene más chance para aspirar a seguir en la alcaldía. No lo digo yo, lo establece la Carta”.

Dijo, además, que esa demanda no la motiva un ánimo de revancha por la derrota que sufriera ante Hernández en las elecciones del 2013 cuando solo obtuvo un 15% de los votos frente a un 81% de quien hoy es el edil de esa ciudad. “Puede ser Carlos [Hernández] o cualquier otro, pero ahora le tocó a él y no puede violar las normas”.

El exmandatario criticó la manera como ha gobernado Hernández el municipio de Hialeah, “por su forma dictatorial de mandar”, pero aseguró que la decisión de demandar su campaña de reelección está por encima de cualquier consideración política.

“Es un cobarde”

Al conocer la demanda de apelación, el alcalde Carlos Hernández reaccionó indignado y señaló a Martínez como “un cobarde que no quiso poner su nombre nuevamente en la boleta, y ahora está haciendo que la Ciudad gaste miles de dólares en abogados”. Martínez dijo que si fuera un cobarde no hubiera luchado por la democracia de los EEUU, en Vietnam, desde 1961 hasta 1967.

A juicio de Hernández, el fallo del juez fue claro en su interpretación de que la Carta Constitutiva “no permite dos términos completos, pero como todo el mundo lo sabe, el primero fue por un tiempo parcial, o sea, no de cuatro años”.

Hernández agregó que el abogado Herrera es un “fracasado que está a punto de perder su licencia y se está inventado todo esto para ganar cinco minutos de fama”. A ello, el letrado respondió que “Hernández es un mentiroso que exagera, y que esa es otra de las calumnias a las que está acostumbrado”.

El edil estima que la corte de apelaciones dictará una sentencia a su favor porque existe un fallo previo que no amerita discusión, y para el mandatario “todo está correcto; aquí no hay nada más que decir sino seguir en mi campaña que va muy bien”.

“Me molesta que estos dos frustrados estén causándole un malgasto de dinero a los residentes de Hialeah, para un pelea que no tiene ningún sentido”, subrayó.

“La campaña se cae”

El abogado Herrera está convencido de que la campaña proselitista del alcalde Hernández, acorde con su experiencia y criterio personal, no debe pasar del 1 de octubre. “Esa campaña se cae”. El mandatario no lo cree así y asevera que su campaña continuará hasta el final “cuando seré reelegido por otro período de cuatro años”.

El letrado apoya sus alegatos en el acápite 2.01.d de la Carta Constitutiva, en el que se puede leer textualmente que “Ninguna persona será elegida para servir como alcalde por más de 2 términos consecutivos después del 13 de noviembre de 1997”.

Añadió que por el solo hecho de someterse a una elección en el 2011, y luego a otra en el 2013, el alcalde Hernández ya no está facultado para volver a presentar su nombre como candidato, y enfatizó que si la Carta Constitutiva hubiera querido diferenciar entre un término completo y otro parcial, “estuviera tan claro como lo dice la Carta del Condado Miami-Dade”.

“Para nosotros, el juez descartó la parte mágica de este asunto, que es la palabra ‘electo’. Pero también omitió que Hernández tuvo un primer término como alcalde, por elección, porque si no hubiera sido así ese tiempo de dos años lo hubiera asumido el presidente del Concejo, hecho que no ocurrió”, explicó.

Hernández, que ocupaba en el año 2011 un escaño en el Concejo municipal de Hialeah, asumió por nombramiento la alcaldía el 23 de mayo de 2011, luego de que Julio Robaina renunciara por sus aspiraciones en el Condado. Más tarde, el 1 de noviembre de 2011, Hernández fue electo alcalde en una votación especial que estuvo destinada a completar los dos años del mandato 2009-2013.

Posteriormente, el 5 de noviembre de 2013 Hernández fue reelecto alcalde, frente a Julio J. Martínez y Juan Santana, para gobernar durante el mandato 2013-2017, que está a punto de terminar.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas