Embed

MIAMI.- Una vez más el Arepazo, en la ciudad de Doral, fue centro de reunión para los venezolanos que, entre alegres, sorprendidos y preocupados, se congregaron para comentar el más reciente suceso político en Venezuela, la decisión del Tribunal Supremo de Justicia que permitirá al líder opositor Leopoldo Lopez, dejar la cárcel de Ramo Verde para seguir cumpliendo su sentencia en casa, junto a su familia.

Las posiciones sobre esta nueva condición de arresto domiciliario son encontradas, algunos piensan que lo sucedido dará paso a mejoras en la situación general del país, e incluso, podría ser el inicio de la transición hacia la democracia. Mientras otros, manifiestan su recelo ante la medida, a la que califican como una “jugada” más del régimen de Nicolás Maduro para evitar que la gente siga en la calle.

Al local comercial, donde las pantallas de televisión se concentraban en las noticias sobre la “liberación” de Leopoldo Lopez, llegaba cada vez más gente, y no solo venezolanos, sino cubanos, colombianos, nicaragüenses y de otras nacionalidades, quienes manifestaron sentirse identificados con el pueblo de Venezuela, especialmente en un momento tan difícil.

Reinaldo, por ejemplo, un cubano con varios años residenciado en la Florida, aprovechó la ocasión para felicitar al pueblo venezolano por el anuncio que calificó como un “acontecimiento bien histórico”.

A su juicio aunque la "liberación" sea un arresto domiciliario es un paso hacia la libertad, y una decisión que acelerará el proceso de liberación de Venezuela. “Los cubanos en Florida queremos la libertad para Venezuela”, afirmó.

Por su parte, Marisol Diégue, quien forma parte del Programa de Ayuda Humanitaria para Venezuela, una iniciativa que comenzó justo el día en que encarcelaron a Leopoldo Lopez, la decisión del Tribunal Supremo de Justicia implica solo una liberación parcial del líder opositor. “Él no está completamente libre, además y todavía falta liberar el país, así que yo creo que la gente se va a mantener en la calle”.

Mientras que Guillermo Guevara, un venezolano residenciado en Indiana, que está de visita en Florida y se acercó hasta el Arepazo, considera que lo que está pasando marca el inicio de una nueva etapa en el país. “La salida de Leopoldo de la cárcel no pondrá una venda a los venezolanos, porque nosotros hemos despertado, tanto los venezolanos que están en el país, como los que nos encontramos regados por el mundo queremos volver a ver a nuestro país libre, para que, entre otras cosas, las familias puedan reunirse nuevamente”.

Gente de la política

Pero no solo los venezolanos que se hicieron presentes en El Arepazo manifestaron su opinión sobre la nueva situación de Leopoldo Lopez. De hecho, DIARIO LAS AMÉRICAS consultó el punto de vista de algunos dirigentes políticos y profesionales sobre el asunto.

Por ejemplo, Helen Villalonga, de la organización Amevex, sin dejar de manifestar su alegría por la medida de “casa por cárcel” a favor de Leopoldo Lopez, ve con recelo la decisión tomada por el tribunal manejado por el gobierno de Maduro, calificándola como una “estrategia política”.

“La medida no es jurídica, es una estrategia política. Celebró el que hoy Leopoldo esté con sus hijos y con Lilian, pero ahora el régimen usará una supuesta carta de Lilian en la vocería del "Defensor del Puesto", para darle una imagen demócrata al régimen”, sentenció.

A su juicio el gobierno de maduro está tratando de “lavarse la cara” con esta decisión, pero está convencida de que “el pueblo de Venezuela, fiel a su tradición republicana, a su lucha por la independencia, la paz y la libertad, desconocerá cualquier régimen, legislación o autoridad que contraríe los valores, principios y garantías democráticos o menoscabe los derechos humanos”.

Pedro Mena exsecretario Ejecutivo de la MUD Miami, por su parte, considera que Leopoldo López sigue preso, “solo es un cambio de cárcel por casa, un atenuante en su difícil situación como el preso político más importante que tiene la dictadura. Debemos tener conciencia de que él sigue preso, que su familia está presa, que el país está preso, todos víctimas del régimen castro comunista de Maduro”.

Pedro Mena
Imagen de archivo de Pedro Mena ex-secretario Ejecutivo de la MUD Miami.
Imagen de archivo de Pedro Mena ex-secretario Ejecutivo de la MUD Miami.

“Esto no es más que una maniobra política del G2 cubano dirigida a estimular el cese de las protestas en las calles, a tratar de dividir la alianza de la Fiscal General con la AN en defensa de la constitución y su enfrentamiento por ilegalidad de la llamada Constituyente y tratar de demostrar ante la comunidad internacional de su "apego" a la "democracia", declaró Meno.

Calificó la decisión del tribunal como globo de ensayo y "un pote de humo" que solo busca “confundir y crear divisiones en el seno de la oposición democrática y sus aliados del llamado chavismo crítico".

Para Mena la respuesta a esta maniobra debe ser incrementar las protestas en las calles, votar masivamente el domingo 16 de julio en la consulta popular de la AN y luchar hasta la caída de la narco dictadura.

Sentir venezolano

Luz Alba Hoyos es periodista y está en Florida por necesidad. Su historia es como la de muchos otros profesionales que debieron emigrar por una cuestión de supervivencia. No tiene militancia política, pero sí una posición como venezolana “18 años nos han demostrado qué hay decisiones que no son gratis... pero, me alegro por la liberación de Leopoldo López después de privarlo 3 años de la libertad y de su familia... quiero pensar que todo es producto de la resistencia y de la incansable lucha de nuestros jóvenes en la calle”.

Como a muchos le cuesta creer en el régimen de Maduro, pero según dice está haciendo el esfuerzo por “dar un voto de confianza y pensar que en mi país se acerca al renacer que tanto deseamos y necesitamos”.

Luz Alba Hoyos y Leopoldo Lopez
 Luz Alba Hoyos y el dirigente opositor Leopoldo Lopez, cuando ella ejercia como periodista en Venezuela.
Luz Alba Hoyos y el dirigente opositor Leopoldo Lopez, cuando ella ejercia como periodista en Venezuela.

Odontóloga de profesión, y oriunda de la ciudad de Valencia, Milagros Piñango considera que “la liberación de líder político Leopoldo López es un gran paso hacia la pronta libertad de Venezuela y de la recuperación de la democracia. Con esta liberación estamos viendo los resultados de tantos días de dolor y sufrimiento”.

“La Luz de Dios está abriendo los caminos, y así poco a poco estaremos con la felicidad desbordada disfrutando de nuestra nueva democracia. Pero no debemos desviar la atención hacia nuestra meta que es sacar a esos bandidos, ladrones, asesinos y demonios del poder. Hay que seguir en la lucha”

Otra periodista venezolana en estas tierras es Mariana Carles, quien afirma sentirse feliz por la decisión. “No puedo imaginar la felicidad que ahora siente esa familia que aprendió en tres años lo que a muchos nos toma en serio desde hace más de 20. Yo creo que hoy debemos celebrar junto a ellos el derecho a la vida y a la libertad.

Aunque llegó el país hace muchos años, Jhonny Jaramillo, arquitecto graduado en la Universidad Central de Venezuela, sostiene que la nueva situación de Lopez una sensación de satisfacción y alegría al mismo tiempo.

“Es una alegría por Leopoldo López y su familia pero sin dejar de ser precavido en cuanto a la posibilidad de que viene algo sucio detrás de todo esto por parte del gobierno. Por un lado tratan de enfriar un poco lo sucedido, por un lado en la Asamblea Nacional el pasado 5 de julio donde evidentemente se dio un ultraje al parlamento lo que produjo una condena internacional, y por el otro, con la designación de manera ilegal de la nueva vice-fiscal”.

Jaramillo considera que la decisión sobre Leopoldo López es una manera de tratar de legitimar al TSJ, y de provocar un conflicto entre la resistencia para intentar enfriar la calle.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario