Microsoft y la M Foundation USA dedican jornada al pueblo de Venezuela
Toneladas de donaciones recibidas durante los últimos dos meses serán enviadas a la población del país sudamericano, que atraviesa momentos difíciles por cuenta del chavismo  
Embed

MIAMI.- Una alianza entre Microsoft, la M Foundation USA, otras importantes instituciones sin fines de lucro y empresarios del sector logístico permitió recolectar y organizar el envío de varias toneladas de donaciones, realizadas por el exilio venezolano y la comunidad de Miami-Dade, que serán destinadas a la población de Venezuela.

Las ayudas se recibieron en las bodegas de una compañía con sede en la ciudad de Doral, durante un periodo de dos meses, y este sábado alrededor de 90 empleados de Microsoft, acompañados de un alto número de voluntarios y empleados de las firmas participantes en la jornada, realizaron las labores de embalaje.

M Foundation
Nicole Parafita, Isadora Gaviria, Alejandra Mezerhane, Amalia Farías, Fabiana Polito de Mezerhane, Mercedes Caycedo, María Andrea Mezerhane, Jennifer Brooks y Tyler Bryson.

Al respecto, Tayler Bryson, vicepresidente de Microsoft para Latinoamérica, manifestó a DIARIO LAS AMÉRICAS que “esto ha sido maravilloso; mucha gente ha venido a ayudar a los venezolanos y también se han sumado a nosotros para trabajar en este día”.

Agregó que es la primera vez que participa en un evento de esta naturaleza en el sur de la Florida, y dijo también que la experiencia ha sido “muy agradable”, gracias al espíritu de colaboración que la comunidad miamense ha mostrado por la población venezolana.

Las donaciones serán enviadas en cajas a Venezuela, por vías de transporte que no fueron precisadas, y una vez en el país sudamericano una parte será distribuida a la población por la M Foundation USA, y el resto por otra organización que también está comprometida con este programa.

Entre las donaciones destacan artículos para el hogar, ropa, calzado, utensilios para la escuela, libros y muchos otros elementos que servirán para ofrecer un alivio a la población venezolana, que se encuentra atravesando momentos “muy difíciles” a raíz del mal gobierno del régimen chavista.

M Foundation 2.JPG
Numerosos elementos fueron donados por los venezolanos en el exilio y otras comunidades en el sur de la Florida, con destino a la población de Venezuela.

Al referirse al respaldo ofrecido por los residentes de Miami-Dade, Andrea Mezerhane, directiva de la M Foundation USA, señaló que “estoy muy contenta con la colaboración que nos ha prestado tanta gente y en especial por las personas de Microsoft, que han dedicado este día para organizar todas las ayudas”.

En similar sentido se pronunció María Alejandra Mezerhane, otra de las directivas de la M Foundation USA, quien añadió que le produce “orgullo y alegría ver a tanta gente con Venezuela en su mente, y queriendo ayudar a nuestra comunidad venezolana”.

Otras fundaciones que han estuvieron involucradas en la recolección de donativos son Comparte por una vida y Somos Ayuda Venezuela, de la que se desprenden otras organizaciones, cuya colaboración fue de más de 500 cajas.

M Foundation USA
Empleados y voluntarios participaron en la jornada de embalaje de donaciones que serán enviadas a la comunidad venezolana.

Por su parte, Fabiana Polito de Mezerhane, también parte de la la M Foundation USA, admitió que en un principio estaba un poco preocupada por la respuesta de los vecinos del condado Miami-Dade, debido a los últimos hechos catastróficos en Puerto Rico y México, pero finalmente se declaró “gratamente sorprendida por el éxito logrado en esta jornada”.

Para Isadora Gaviria, directora de Marketing de DIARIO LAS AMÉRICAS, es “muy meritorio” que una compañía como Microsoft haya destinado un día de sus empleados y sus familias para trabajar por la causa venezolana. “Esto ha sido una labor de muchos y de verdad que eso nos tiene muy contentos”.

Entretanto, Amalia Farías, coordinadora de Logística de la M Foundation USA en Venezuela, indicó que “por estos días tan difíciles, cualquier ayuda es muy necesaria; poco es mucho, y hace falta desde alimentación hasta ropa y textos para los colegios”.