MIAMI.- La Conferencia de Prosperidad y Seguridad en Centroamérica, que se realiza en Florida International University, en Miami, fue inaugurada por el secretario de Estado, Rex Tillerson, quien anunció la necesidad de “reforzar la seguridad nacional y proteger las fronteras de Estados Unidos”, con el fin de evitar la migración ilegal.

Durante su alocución, Tillerson tuvo en cuenta la necesidad de lograr prosperidad socioeconómica en los países centroamericanos del llamado Triángulo del norte, integrado por Honduras, Guatemala y El Salvador, donde residen unos 30 millones de habitantes.

Tillerson resaltó que “un desarrollo económico sin seguridad no es posible la estabilidad”, para lo que abogó por la necesidad de crear fuentes de empleo y un mercado regional satisfactorio.

Asimismo, el secretario de Estado explicó que también es necesario estimular la educación pública en esos países para que “los niños permanezcan estudiando y no tengan que emigrar después”.

De hecho, según datos suministrados por organizaciones humanitarias, unos 100.000 menores, procedentes de los países que conforman el Triángulo del norte, han emigrado sin mayores a Estados Unidos en los últimos tres años.

“Más empleos y más comercio en la región. Lo que quiere EE.UU. es crear un buen clima para queremos poner fin a la burocracia aumentar la competitividad del triángulo norte”.

Otro de los aspectos en los que Tillerson hizo hincapié es la necesidad de combatir la corrupción en la infraestructura del estado en esos países, que tanto dinero resta a los programas socioeconómicos que podrían aliviar muchos problemas a las familias y evitar así la emigración.

También habló sobre la necesidad de que los gobiernos nacionales se preparen para asumir los retos por venir, como son la sobrepoblación y la emigración de nacionales de zonas rurales a otras urbanas.

Por otra parte, el presidente de Honduras, Juan Orlando Hernández, adelantó que a través de los fondos otorgados por la Alianza para el Progreso y Seguridad en Centroamérica se crearán 600 mil empleos en los próximos cinco años.

El presidente del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Luis Alberto Moreno, anunció que esa instancia otorgará un financiamiento de 750 millones de dólares y contribuirá en la realización de estudios para variados proyectos de desarrollo.

Además, el programa del BID contará con unos 1.750 millones de dólares, cuya suma procederá de fuentes públicas y privadas de los países del Triángulo del norte, con lo que sumará una inversión de 2.500 millones de dólares.

En los dos últimos años, el BID ha otorgado un financiamiento de 850 millones de dólares a los países miembros del Triángulo del norte.

Moreno resaltó el compromiso de la actual administración estadounidense para llevar a cabo estos proyectos.

“No es común que tengamos al secretario de Estado, al Secretario de Seguridad Nacional, al secretario del Tesoro y al vicepresidente de Estados Unidos en una conferencia de este tipo y eso es una gran demostración del interés por el éxito de este programa”, puntualizó el presidente del BID.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario