MIAMI.- Este siete de noviembre el votante de Miami Beach tendrá que elegir, además de al alcalde y los comisionados del grupo II y III, si quiere o no que en la emblemática Ocean Drive, entre las calles 5 y 15, se prohíba a partir de las 2:00 am la venta de alcohol.

Hay dos grandes motivaciones para haber puesto en la boleta electoral un polémica iniciativa legislativa. La primera es la reducción de la criminalidad en el área intervenida. La segunda, disminuir los costos del uso de la policía en la zona.

La Asociación de Restaurantes y Hoteles de Florida contrató una investigación sobre el impacto económico que podría tener la aprobación, a través de una consulta al electorado, de la ordenanza que será sometida a la voluntad de los residentes de Miami Beach.

El trabajo lo hizo Hank Fishkind, de la empresa Fishkind & Associates Inc, especializada en consultoría financiera.

Este 31 de octubre, en la comisión de La Playa presentaron los resultados de otra investigación, llevada a cabo por el Metropolitan Center de la Universidad Internacional de la Florida.

Sin embargo, para Fishkind no hubo ninguna investigación, por parte de la ciudad, y basada en hechos y cifras, para determinar una política que, en su parecer, “tendrá un impacto negativo”. Añadió que las autoridades del municipio “han subestimado los efectos. Parte de lo que hace a Ocean Drive especial es la noche, es lo que la diferencia de otros lugares”.

La verdad es que la administración del alcalde Philipe Levine sí contrató un estudio para medir el impacto que tendría sobre un área muy restringida (ocho grandes establecimientos) la posibilidad de poner en efecto la ordenanza.

¿Impacto?

Según los hallazgos de Fishkind, el llamado “distrito de entretenimiento” tendría en total unas perdidas –de implementarse la medida- de 540 millones dólares al año, sumados restaurantes, hoteles y clubes.

Para los investigadores de FIU, entre 2015 y 2016 la participación de Ocean Drive, dentro de la actividad de los hoteles, restaurantes y discotecas, fue del 8.4%($251,328,072) del total de las ventas en Miami Beach ($2,992,509,693).

“Los visitantes de los ocho establecimientos impactados, que quisieran seguir bebiendo después de las 2:00am, tendrán 68 lugares en los que sirven alcohol hasta las 5:00am y a pocas cuadras de Ocean Drive, Collins o Washington”, precisó el reporte de FIU.

La comisionada de Miami Beach Kristen Rosen González indicó que “uno puede manipular los números” para subrayar que cada una de las partes tiene sus propias estadísticas para apoyar su posición a favor o en contra del referendo.

Ella estuvo a favor de la consulta al electorado, pero no apoya la ordenanza. “Me parece una ley injusta”, puntualizó. “He hablado con la gente, con los negocios, y esa ordenanza castiga a los residentes. Creo que se debe gobernar con compasión”, indicó.

“La gran pregunta que nos hemos hecho es por qué concentrarse en tan pocos sitios, eso no va a resolver los problemas de seguridad”, se cuestionó Ceci Velasco, directora ejecutiva de la Asociación de Ocean Drive.

Para González la explicación de fondo es una aparente medición de fuerzas entre el alcalde Levine y el comisionado Ricky Arriola, de una parte, y los propietarios de negocios tan conocidos y emblemáticos como Mangos y Clevelander.

“Lo que quieren es bajar el valor de las propiedades para después venderlas”, explicó González. Es por supuesto una especulación porque no hay evidencia para sustentarla. “Los dueños no van a poder mantener sus negocios”, añadió.

Territorio de nadie

Velasco se apoya en un grupo local de alerta y prevención del delito para afirmar que la delincuencia ha convertido a Lummus Park (localizado en el costado oriental de Ocean Drive) “en su hogar. Ha habido cientos de arrestos, la policía se los lleva, pero los dejan en libertad un día después. Y regresan al parque”, explicó.

Ese parque es público, abierto a cualquier persona, tiene una extensión de 6 acres, “tenemos que concentrarnos en quiénes son los delincuentes, no son nuestros clientes, hay un problema de seguridad pero no en Ocean Drive sino en todo South Beach, y se requiere un plan integral para resolver ese problema. [La aprobación del referendo] no será la solución”.

La directora ejecutiva de la Asociación de Ocean Drive aclaró que les preocupa la situación de los empleados que trabajan en la zona – la mayoría de ellos vive en Miami Beach- y la seguridad de los visitantes y huéspedes.

El empleo

La investigación de Fishkind calcula que con la prohibición de vender alcohol después de las 2:00am se perderían más de 5.500 empleos. Estos trabajadores dejarían de percibir 200 millones de dólares al año.

Según la investigación habría una reducción en el tamaño de la economía de 365 millones de dólares.

El análisis de FIU da unas cifras muy distintas.

Basado en cifras de Miami Beach, lo generado en total de ventas de alcohol por los ocho establecimientos incluidos en la prohibición, es de $73,046,472. Esos negocios emplean 681 personas.

Pero Fishkind no sólo se basa estrictamente en la zona, sino en los hoteles pequeños que están alrededor de Ocean Drive, en otras calles. “El 45% de los propietarios con los que hable dijeron que la prohibición tendría un efecto severo en sus tarifas diarias y en la ocupación de sus establecimientos”.

Entre Ocean Drive y la Collins hay 94 hoteles pequeños. “Ellos ofrecen los restaurantes y clubes de Ocean Drive como la oferta de entretenimiento de dichos hoteles”.

Según cifras de 2016 del Greater Miami Convention and Visitors Bureau Visitor (GMCVB), citadas por el estudio de FIU, Ocean Drive y South Beach atraen el 36% de quienes visitan el Gran Miami. Sólo el 16% visita los “nightclubs”.

Fishkind, también basado en estadísticas de GMCVB, explicó que el 78% de personas que visitan Miami Beach lo hacen para ir a la playa y South Beach y que el 75% dice que la vida nocturna es importante en la decisión de los turistas de ir a Ocean Drive.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuáles creen que deben ser las prioridades para el nuevo alcalde de la ciudad de Miami?

Transporte
Seguridad
Vivienda asequible
Infraestructura para enfrentar inundaciones
Control de la construcción
ver resultados

Las Más Leídas