La semana pasada, la administración anunció una nueva ronda de concesiones al régimen de Castro. Pero la realidad es que estos cambios vienen en el medio de un incremento en el nivel de represiones contra los defensores de los derechos humanos en Cuba, y mientras más cubanos intentan escapar de esta cruel dictadura. En vez de lograr algún avance en cuanto a los derechos humanos, las propiedades americanas confiscadas en la isla, o el retorno de fugitivos de nuestra justicia, estos cambios solo reforzaran el control de Castro sobre su isla prisión.

Los últimos cambios en las regulaciones, al igual que las anteriores, no harán nada por el sufrido pueblo cubano y en vez enriquecerá las arcas de las entidades del estado de Castro mientras destruye las esperanzas de 11 millones de cubanos que desean ver libertad, democracia y derechos humanos en Cuba. Mientras la dictadura comunista de Castro mantiene una mano de hierro silenciando a sus ciudadanos, la otra mano extiende su poder dictatorial al recibir más y más dinero de parte de estos aflojamientos de regulaciones. A través de huelgas de hambre y marchas de paz, los cubanos han por muchos años, suplicado que sus voces se escuchen y arriesgan sus vidas en cantidades masivas para escapar de la isla ya que estos cambios empeoran sus vidas pero, desafortunadamente sus peticiones han caído en oídos sordos.

Por mi parte, seguiré trabajando con mis colegas en el Congreso para servir como control y contrapeso en contra de una rama ejecutiva del gobierno que intenta reforzar al régimen en la isla. De manera bipartidista, mis colegas en la Cámara y el Senado han entendido que estas concesiones financieras de Washington a Castro no han mejorado las vidas del pueblo cubano que desea libertad y democracia. El poder traer tabaco y ron cubano a los Estados Unidos no expeditará una nueva era de respeto a los derechos humanos en la isla. La represión de los dictadores en la Habana ha incrementado, lo cual ha llevado a miles de cubanos a escapar de la isla de cualquier forma posible. Todo esto mientras ciudadanos americanos siguen esperando justicia ante sus demandas de marcas y propiedades confiscadas. Trabajare con mis colegas en una forma bipartidista y bicameral para seguir ayudando al sufrido pueblo cubano en vez de enriquecer a sus opresores.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cuál será la principal consecuencia luego de los resultados de las elecciones en Venezuela, señaladas de fraude?

El régimen de Maduro quedará más deslegitimado
Se afianzará el régimen de Maduro y se debilitará la oposición
ver resultados

Las Más Leídas