MIAMI.- Según un estudio realizado en Europa, y publicado por la agencia de noticias AFP, más de la mitad de los pacientes y del personal de un hospital irlandés presentan cansancio persistente tras haberse recuperado del COVID-19, sea cual fuere la gravedad de su infección.

La fatiga es un síntoma habitual en las personas que presentan una infección sintomática al COVID-19 (...) pero "las consecuencias a medio y largo plazo de la infección no están aún exploradas" explica el doctor Liam Townsend, del hospital St. James, de Dublín, autor con sus colegas del estudio.

Te puede interesar

En Miami, un médico venezolano que tramita sus documentos para continuar con su formación académica y desempeño profesional en Estados Unidos, como coach en nutrición y deporte, está ofreciendo un meticuloso plan de trabajo para aquellos pacientes que desean recuperar de manera más rápida un estado físico óptimo y dejar atrás cualquier secuela que pueda haber quedado del coronavirus.

El Dr Stephane Decrock tuvo que lidiar con problemas de sobrepeso desde su infancia (y cree que por eso estudió Medicina) por lo que en su vida adulta se ha dedicado a aprender cómo mantener el equilibrio entre mente, cuerpo y alma.

"En el sistema que vivimos las personas están expuestas a demasiado estrés, demasiadas publicidades engañosas, mucha desinformación. La gente no sabe qué comer, no sabe qué hacer. Tienen otras prioridades antes que su mismo bienestar. Y es allí cuando empiezan a aparecer las diferentes enfermedades que tienen la base en su estilo de vida, ya sea porque no saben comer bien, o porque no cuidan su cuerpo. Esas enfermedades son las primeras causas de mortalidad y morbilidad en el mundo".

En conversación con DIARIO LAS AMÉRICAS, este joven médico ofrece cinco consejos clave para mejorar el organismo una vez que se sale del COVID-19, mientras aclara que puede funcionar con cualquier persona que desee recuperar su bienestar e ingresar en un sistema de vida saludable.

5 sencillos pasos

Comer comida real: Como seres provenientes de la naturaleza tenemos que alimentarnos de manera natural. Tenemos que evitar los alimentos ultra procesados. Tenemos que incluir más verdura, más plantas, más vegetales, más fruta. Son alimentos más ricos en nutrientes que nos van a ayudar a mantener lo que nuestro cuerpo necesita para mantenerse saludable.

Evitar sustancias irritantes o tóxicas. Eso quiere decir que el paciente debe evitar a toda costa el cigarrillo, las drogas, el alcohol. Además, añade, el azúcar refinada.

Establecer un horario: La clave para poder mantenernos saludables a lo largo de la vida es también establecer un orden en cuanto a alimentación se refiere. El doctor Decrock destaca que las personas deben tener horarios establecidos tanto para levantarnos, para acostarnos, como para consumir los alimentos. "Mucha gente, con la cuarentena, se volteó el horario. Se acuestan a las 4 de la mañana y se levantan después del mediodía. Eso desajusta el ritmo circadiano y desajusta nuestro cerebro y nuestro metabolismo. Por lo que es recomendable que la persona vuelva a levantarse temprano para poder dormir de noche. Eso es imprescindible para retomar el orden y el control de nuestra vida".

Actividad física: El paciente debe iniciarla poco a poco. "Siempre es mejor la actividad que se hace a la que no se hace. Lo ideal es hacer entre 30 y 60 minutos al día, por lo menos, de una actividad que se disfrute. No tiene que verse como una obligación, sino que tiene que ver con algo que realmente disfrutes y que lo puedas hacer de manera consecutiva a lo largo de tu vida. Básicamente que la puedas hacer persistente en el tiempo".

Meditación: "Incluir actividades que no sean desgastantes o que generen estrés. Hay que hacer cosas que ayuden a conectarte más con uno mismo. Conectarse con la naturaleza es muy importante. Es bueno conectarse con las plantas, ir a sitios al aire libre, respirar aire fresco… y meditar. Todo eso nos va a ayudar a mejorar nuestra respuesta inmunológica frente a cualquier virus, ante cualquier patógeno”.

Después del COVID-19

Las secuelas, tras el COVID-19, pueden ser tan variadas como la enfermedad misma. Nada hay escrito sobre eso y cada caso es diferente.

Carlos Moreno (59 años) forma parte de quienes adquirieron COVID-19 en el condado Miami-Dade. Vivió unos días muy difíciles por los dolores de cabeza, la presión en el pecho y un fuerte dolor estomacal que, según comenta, era tan intenso que se encorvaba acostado intentando aliviar lo agudo del dolor. “Dejé el azúcar, la sal, el café, la harina de trigo. Todo me caía mal en el estómago. Ahora que ya soy negativo no puedo ni oler las bananas, ni las manzanas. Ahora como más saludable porque siento que eso no me maltrata el estómago y lo tolero mejor”.

Explica que ha comenzado a hacer ejercicios de manera paulatina. Antes, la humedad y el calor no le permitían ni siquiera caminar. Ahora, poco a poco, está iniciando una rutina básica debido al cansancio que le quedó como recuerdo que su contagio con el temido virus. Mantienen su dieta rica en ensaladas y baja en carbohidratos. Además de agradecer a Dios y a José Gregorio Hernández [médico venezolano beatificado], sabe que los buenos hábitos han sido un apoyo para reponerse del padecimiento.

Renovado después de los 55

Cuando la pandemia llegó a los Estados Unidos, Giovanni Marinaro estaba trabajando en una isla del Caribe. Allí tuvo que permanecer varios meses, encerrado, alejado de su familia y con padecimientos físicos debido al descuido y a los malos hábitos. “No tuve coronavirus, pero me sentía pésimo. Comencé a buscar información en medio de la pandemia y encontré al Dr. Decrock. Comencé a seguirlo y lo contacté. Puedo decirte que es la mejor decisión que tomé en ese tiempo”.

Marinaro asegura que el cambio ha sido notorio, y no solo físico, porque logró quitarse más de 60 libras (102 kilogramos, ahora pesa menos de 75 kilos). “Perdí un por ciento de grasa y aumenté mi masa muscular. Tengo menos ansiedad y más fuerza. Y lo mejor es que tengo mucha energía y se ha elevado mi estado de ánimo. Esto me ayudó mucho a llevar la situación, porque el cambio de actitud fue increíble. Un cambio que nunca pensé que podría lograr a mi edad. No fue fácil con mi familia en Miami y yo lejos, pero con este régimen logré superar la situación.

@ElkisBejarano

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

Las Más Leídas