MADRID.- El exjugador y exentrenador Koldo Aguirre Bidaurrazaga, uno de los grandes mitos de la historia del Athletic Club, ha fallecido este jueves en Bilbao a los 80 años, ha confirmado el club vasco.

Aguirre fue centrocampista de los leones entre 1957 y 1969, dos veces campeón de Copa, entrenador durante tres temporadas y embajador de la entidad. El de Sondika se incorporó al club con 17 años, tras pasar por Erandio, Villosa y Alavés, y le dedicó sus mejores años hasta que abandonó el equipo después de 296 partidos y 64 goles para colgar las botas en el Sabadell, con el que apenas disputó tres encuentros.

Te puede interesar

Su 'bautizo' como futbolista fue la final copera de 1958 ante el Real Madrid de Di Stéfano, encuentro que disputó con apenas 18 años y ocho enfrentamientos con la camiseta rojiblanca, y que finalizó con un 0-2 para los 'once aldeanos'.

Internacional en siete ocasiones entre 1961 y 1965, también será recordado por los cuatro goles que marcó en los segundos 45 minutos de un partido fuera ante el Espanyol en el que el Athletic perdía 3-0.

Tras su etapa como futbolista, Aguirre se sentó en el banquillo para hacerse cargo del club, con el que rozó el santoral del equipo en la campaña 1976-77 con los subcampeonatos de la UEFA (ante la Juventus) y Copa del Rey (Real Betis).

Aguirre lideró aquel Athletic recordado por sus exhibiciones en San Mamés ante Ujpest Dozsa (5-0), el Basel (3-1), el AC Milan de Rivera (4-1), el FC Barcelona de Cruyff (2-1 y 2-2 en el Camp Nou) y el Racing White Molenbeek, que en las semifinales le hizo sudar para defender un empate sin goles que hizo bueno el 1-1 de Bélgica.

En la final, tras perder 1-0 en la ida en Turín con un gol de Tardelli, llegaron a poner el 1-2 en San Mamés, pero el valor doble del gol en campo contrario dejó sin título europeo a aquel Athletic capitaneado por Iribar y con Rojo I, Churruca e Irureta.

Tras pasar por Hércules, Valencia, Mallorca, Logroñés y Lleida, regresó nuevamente al Athletic en 1991 para hacerse cargo de equipos de las categorías inferiores. Finalmente, cerró esta etapa al frente del Barakaldo en 1997.

Una vez fuera de los terrenos de juego y a requerimiento del club, se convirtió en embajador de la entidad, recorriendo junto a su inseparable Jose Mari Argoitia todas las peñas de la península.

FUENTE: EUROPA PRESS

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que EEUU debe aceptar la migración de Bahamas que busca refugio luego del desastre ocasionado por el huracán Dorian?

Las Más Leídas