MIAMI.- Tal como esperábamos, el precio de la gasolina aumentó sorpresivamente la semana pasada, luego de que el mercado internacional del petróleo fuese desestabilizado por el ataque terrorista a una importante refinería en Arabia Saudita.

El incremento fue sustancioso, entre cinco y 15 centavos, aunque comenzó a descender a partir del jueves cuando las noticias anticipan que normalidad en el inventario del combustible, luego de que varios países anunciaran el aumento de producción.

“El precio parece estabilizarse, acorde al ajuste de valores, aunque algunas gasolineras pueden demorar más tiempo en reflejar los cambios”, señaló el informe semanal de American Automobile Association (AAA).

No obstante, la estabilidad del precio vuelve a depender del desarrollo de las tensiones en torno a Irán y Arabia Saudita.

Entretanto, el valor de la gasolina bajó una media de 10 centavos desde el jueves, pero aún se mantiene por encima del precio registrado antes del ataque terrorista, $2.49 por galón, unos 23 centavos menos que hace un año.

En Miami, donde el consumo en superior al resto de la Florida, la media a pagar se sitúa en $2.49 por galón, aunque se reportan valores inferiores a 2.40 en algunas gasolineras distantes.

En el país, la media a pagar es 2.66 por galón.

Entretanto, las localidades de West Palm Beach, Panama City y Miami reportan los precios más altos del estado, con $2.60, $2.58 y $2.54 por galón.

Asimismo, Jacksonville, Tampa y Punta Gorda denotan los mejores precios con $2.45, $2.46 y $2.46 por galón respectivamente.

Si desea conocer adonde acudir para comprar la gasolina más económica, la firma GasBuddy.com reporta cada hora los mejores precios localidad.

Este portal en Internet cuenta además con una aplicación móvil, en la que puede obtener información detallada sobre precios por gasolinera en la localidad que se encuentre.

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con la salida de las tropas de EEUU del norte se Siria?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas