Obama regresa al ámbito electoral en vísperas de las legislativas de noviembre
07 de septiembre de 2018 - 12:09
El expresidente delineó su estrategia para las elecciones de noviembre y trató de convencer a los estadounidenses de que "no pueden ser víctimas de su propia apatía al rechazar la máxima exigencia que tienen como ciudadanos"

WASHINGTON.- El expresidente Barack Obama (2009-2017) hizo en Chicago un alegato contra el "creciente virus de las políticas autoritarias" y pidió a los estadounidenses que voten en las elecciones legislativas de noviembre, informó en un comunicado su portavoz, Katie Hill.

Obama recibió en la universidad de Illinois el premio Paul H. Douglas, un galardón que el centro otorga anualmente a las figuras que han hecho un excelente servicio público.

Embed

"Se hará eco de su rechazo al creciente virus de las políticas autoritarias", informó Hill en un comunicado a finales de agosto, cuando la universidad anunció que reconocería a Obama.

Durante su discurso, el expresidente delineó su estrategia para las elecciones de noviembre y, específicamente, trató de convencer a los estadounidenses de que "no pueden ser víctimas de su propia apatía al rechazar la máxima exigencia que tienen como ciudadanos", es decir, "votar", detalló Hill.

El discurso despertó una gran expectación entre los estudiantes, que tuvieron que participar en una lotería de boletos para asistir.

De acuerdo con el diario local The News-Gazette, 22.611 alumnos se inscribieron en el sorteo, una cifra 17 veces mayor al número de asientos disponibles en el auditorio donde se celebró la ceremonia, con capacidad para 1.300 personas.

Después de su discurso en Chicago, Obama participará en los actos de campaña de algunos demócratas: este sábado intervendrá en un mitin en California con candidatos a la Cámara de Representantes y el próximo jueves respaldará en otro evento al candidato demócrata para la gobernación de Ohio, Richard Cordray.

Desde que Trump llegó a la Casa Blanca en enero de 2017, Obama se ha mantenido en segundo plano y solo ha roto su silencio en momentos clave, cuando su sucesor anulaba algunas de sus políticas.

Obama, por ejemplo, calificó de "error grave" la retirada del acuerdo nuclear con Irán, aseguró que la salida del Acuerdo de París situaba a EEUU en "el pequeño puñado de países que rechazan el futuro" y además consideró "cruel" el fin del programa DACA, que protegía de la deportación a 800.000 jóvenes indocumentados.

Además, el exmandatario ha hecho varias apariciones públicas en los últimos meses, como su reciente intervención en el funeral del fallecido senador John McCain y el discurso que pronunció en un estadio de Johanesburgo en julio durante la conmemoración del centenario del nacimiento de Nelson Mandela.

Entonces, Obama pidió recordar la visión de Mandela, icono en la lucha contra el "apartheid", frente al "cinismo" y la creciente "política del miedo" que atacan la democracia.