Lewinsky denuncia a la industria de la humillación
19 de abril de 2016 - 19:04

La conferencia de la exbecaria de la Casa Blanca fue una de las que más público tuvo en el foro eMerge Americas 2016, en el que han intervenido figuras de primer nivel del mundo digital

MIAMI.-EFE

La exbecaria de la Casa Blanca Monica Lewinsky denunció este martes el "ciberacoso" y la existencia de una industria de la humillación a través de la red en la jornada final de la tercera conferencia eMerge Americas de Miami Beach, Florida.

Dieciocho años después de haberse hecho mundialmente conocida por su relación con Bill Clinton cuando era presidente, Lewinsky se presentó como la "primera víctima" de los cambios que ha supuesto internet en el ámbito de la privacidad.

"La agresión que empezó con esa revolución digital y de la que podría decir que fui la primera víctima no tenía precedentes. Fui tildada de prostituta, robamaridos, loca, gorda e innumerables insultos. Mi alma se rompió en 1998", confesó en una sala abarrotada de gente en el Centro de Convenciones de Miami Beach.

Su conferencia, titulada "El precio de la vergüenza", fue una de las que más público ha tenido de todo el foro eMerge 2016, en el que han intervenido figuras de primer nivel del mundo digital y de las telecomunicaciones como Marc Randolph, fundador y director ejecutivo de Netflix, o Ralph de la Vega, vicepresidente de AT&T.

Otra convocatoria que tuvo este martes lleno total fue una charla sobre tecnología y música en la que participaron el rapero de origen cubano Pitbull, quien bromeó con que sus redes sociales son "Abuela" y "Tía", y César Conde, presidente de NBCUniversal International Group y NBCUniversal Telemundo Enterprises.

Unas 13.000 personas se inscribieron como participantes en esta tercera edición de eMerge, más del doble que en la primera.

Lewinsky fue la oradora principal de la conferencia Mujeres en la tecnología, uno de los segmentos del foro, que también incluyó un Startup Showcase, con participación de 110 empresas emergentes, gran parte de ellas de Latinoamérica, y un apartado sobre el gobierno digital (eGov).

"Hoy ven a una mujer que estuvo en silencio durante una década y probablemente unas de las pocas que a los 41 años no quisiera volver a sus veinte, porque yo a los 22 me enamoré de mi jefe y a los 24 empecé a vivir la pesadilla de tener una relación con el presidente de Estados Unidos", dijo Lewinsky, que se define en sus cuentas en las redes sociales como "activista" contra el ciberacoso.

La exbecaria destacó que de ser una joven completamente anónima de 24 años pasó a ser un personaje público para quien solo había insultos, mentiras y acoso.

"Me tocó ser la primera persona a la que públicamente se le destruyó su reputación. En 1998 vivíamos la transición a los medios digitales, a las webs de noticias y chismes, a los correos electrónicos que recorrían internet con chistes groseros sobre mí", recordó.

Aunque internet ha traído muchos beneficios, también ha abierto las puertas a una distribución indiscriminada de contenido que se entromete en la vida privada hasta acabar con la dignidad de la gente, subrayó.

"En 1998 perdí mi reputación y mi dignidad, y casi también mi vida", destacó Lewinsky, quien decidió encontrar un propósito a los errores del pasado y reconstruir la narrativa de su vida.

Actualmente está centrada en denunciar hasta donde llega actualmente la intromisión de los medios, los acosadores cibernéticos y los hackers en la vida privada de las personas.

"No solo es cuestión de robarle unas fotos del teléfono a una artista como Jennifer Lawrence, se trata también de jóvenes que se suicidan porque son acosados en las redes", destacó.

Sus experiencias le ayudan a ver otros casos y ayudar porque a nivel mundial 1 de cada 6 jóvenes ha sido víctima de ciberacoso. "La crueldad del ciberacoso y las redes han amplificado esos mensajes de odio, especialmente contra las mujeres en un tráfico mundial de la vergüenza", subrayó.

La humillación pública se ha convertido en una industria, afirmó. "A más vergüenza, más clicks, más tráfico que se convierte en dinero de publicidad. "Se hace mucho dinero con el sufrimiento de otros".

Para Lewinsky este comportamiento es un síntoma de la cultura actual que se puede revertir si cada uno de los usuarios de las redes empieza a actuar con más compasión y empatía, "la vergüenza pública tiene que parar y estoy convencida de que la vergüenza no podrá sobrevivir frente a la empatía con el otro".

Por su parte, Pitbull, que ha vendido 5 millones de álbumes y 61 millones de discos sencillos, defendió que la música, como "lenguaje universal", debe llegar a todo el mundo y dijo que él, como hispano, muestra "al mundo lo especiales que realmente somos".

"Hemos tenido la posibilidad de comprobar cómo la televisión, música y entretenimiento en general ha evolucionado hasta aceptarnos como antes no lo hacía", subrayó.

En el mismo sentido César Conde, presidente de NBCUniversal International Group y NBCUniversal Telemundo Enterprises, indicó que el país está viviendo "un momento increíble de cambios", que en el caso de la demografía está siendo liderado por los hispanos.

"Somos jóvenes, somos poderosos, emergentes", destacó Conde sobre un sector de la población que tiene influencias con "ramificaciones culturales, económicas, sociales y políticas".

LEA TAMBIÉN: