10 señales para evitar un ataque al corazón a tiempo
06 de septiembre de 2018 - 13:09 - Por SALUD MÓVIL
El ataque al corazón es la causa de muerte repentina más común en todo el mundo. Hay muchos factores que contribuyen a un paro cardíaco, pero también es cierto que el cuerpo envía señales de advertencia desde semanas

Embed

El ataque al corazón es la causa de muerte repentina más común en todo el mundo. Hay muchos factores que contribuyen a un paro cardíaco, pero también es cierto que el cuerpo envía señales de advertencia desde semanas.

Estas señales de alerta de un ataque al corazón pueden servirte, como prevención, si las tomas en cuenta.

Como el Dr. James Wilson, cardiólogo del Texas Heart Institute de CHI St. Luke’s Health, explica: “No todas las personas que sufren un ataque cardíaco tienen síntomas como los que vemos en la televisión o el cine. No siempre se presenta el dolor repentino que hace que la persona se agarre el pecho y se desplome en el suelo. Los síntomas pueden ser mucho más sutiles. Entonces… ¡Ten en cuenta estos síntomas y consulta con tu doctor lo antes posible!

1. Cansancio

Debes prestar atención a un cansancio que no responda a ninguna causa esperada. Es decir, te sientes cansado sin haber realizado un esfuerzo. Esto se debe a que las arterias se estrechan por exceso de grasa acumulada y el corazón se fuerza por bombear sangre. Eso supone un sobreesfuerzo que te hace sentir sueño, ganas de nada y cansancio físico incluso después de haber descansado.

2. Respiración entrecortada o dificultosa

Cuando el corazón no recibe la suficiente sangre, los pulmones no tienen todo el oxígeno que necesitan… y nos falta la respiración o se nos hace más difícil. También una tos persistente puede ser síntoma de insuficiencia cardiaca como consecuencia de la acumulación de líquido en los pulmones.

3. Debilidad

Además del cansancio, se puede sentir una debilidad general. Esto es debido a que no hay flujo de sangre suficiente y, por tanto, los músculos no reciben la cantidad necesaria de nutrientes y oxígeno.

4. Mareos y sudor frío

De nuevo es el flujo sanguíneo insuficiente el que, en este caso, afecta al cerebro. No habrá suficiente oxígeno en el cerebro para que funcione correctamente. Los mareos inexplicables y un repentino sudor frío pueden ser señales de una insuficiencia cardiaca.

5. Dolor en el pecho, espalda, hombro, brazo o cuello

El dolor es uno de los síntomas más claros y conocidos. Si hay un dolor repentino fuerte en el pecho, que se propaga por el brazo izquierdo… ya estás sufriendo un ataque, pero los síntomas previos pueden ser dolor o molestia inexplicable en pecho, espalda, hombro, brazos o cuello. Hay que acudir al doctor inmediatamente.

6. Hinchazón

Las venas se esfuerzan tanto cuando el corazón intenta bombear sangre de forma insuficiente, que se hinchan. Sobre todo las de los pies, tobillos y piernas haciendo que estas se vean inflamadas.

7. Resfriado eterno que nunca sana

Parece una gripe que no cura, pero sientes mucho frío, en realidad un frío que te cala hasta los huesos.

8. Pulso rápido o irregular

Hay que darle importancia si este síntoma viene acompañado de mareos, debilidad, hinchazón y todos los otros síntomas.

9. Problemas digestivos

Puede haber hinchazón abdominal y molestias en el estómago que están relacionadas con un mal funcionamiento del corazón, ya que el mal flujo sanguíneo hace que se produzca una mala digestión.

10. Ansiedad intensa o miedo a la muerte

Si una persona está por sufrir un infarto, su estado de ánimo se puede ver afectado con ansiedad intensa o miedo de la muerte.