MADRID.- La selección de Países Bajos ha alcanzado por primera vez en su historia la final del Mundial femenino de fútbol después de imponerse este miércoles en la prórroga de su duelo de semifinales a Suecia (1-0), y luchará por el cetro mundialista el próximo domingo ante la todopoderosa Estados Unidos, vigente campeona.

Las neerlandesas, en su segunda participación en una Copa del Mundo -donde tenían como techo los octavos de final de la edición pasada-, confirman así sus magníficas sensaciones en el torneo y tratarán de sorprender al cuadro norteamericano, que aspira a levantar el trofeo por cuarta vez.

Te puede interesar

Sin embargo, el combinado de Sarina Wiegman, que ya hizo historia al llevar a Holanda a conquistar la Eurocopa de 2017, tuvo que sufrir para conseguir el ansiado pase, que se retrasó hasta la prórroga. De hecho, las suecas dispusieron de la ocasión más clara de la primera parte, en un disparo de la delantera Lina Hurtig ante el que la portera Sari van Veenendaal sacó el pie para salvar de manera milagrosa el tanto.

Un chut al palo de la escandinava Fischer inauguró la segunda mitad para las de Peter Gerhardsson, una acción a la que respondió Vivianne Miedema con un cabezazo que, tras tocar ligeramente Lindahl, se estrelló en el larguero. Van de Sanden, ya en el descuento, obligó de nuevo a actuar a la guardameta sueca.

Así, el billete para el encuentro definitivo tuvo que resolverse en la prórroga. A los nueve minutos, la centrocampista Jackie Groenen, en un disparo raso desde fuera del área, colocó el esférico en el fondo de las mallas pegado al palo derecho de la portería escandinava.

La 'OranjeLeeuwinnen' se enfrentará en la final de este domingo (17.00 horas) en el Parc Olympique Lyonnais de Lyon a Estados Unidos, que el martes lograba el pase a la pelea por el que podría ser su cuarto Mundial al vencer a Inglaterra (1-2).

FUENTE: EUROPA PRESS

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario