A diferencia de otros servicios, en las direcciones de email de Google los puntos no se tienen en cuenta, es decir que si uno registra, por ejemplo, su nombre y apellido separados por un punto (juan.garcia@gmail.com), también recibirá todos los mensajes enviados sin puntos (juangarcia@gmail.com)

Según explica la empresa, no puede haber otra dirección registrada con el mismo nombre. Por ello, el mensaje tampoco deja de llegar a su destino si se añaden puntos por error.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario