Hoy, Domingo de Resurrección, día glorioso para la humanidad por la presencia en vida de Jesús de Nazareth, después de haber sido crucificado y sometido a las aberraciones humanas de las torturas y la flagelación humillante, y fecha coincidentemente en la que nació mi hijo, el cantante Edward Mena, hace varios años en Caracas, Venezuela. Fin de la semana Mayor o Santa, como algunos la titulan.

Conversaremos sobre un tema álgido y contradictorio que tiene que ver con las hipocresías, falsedades, posturas oportunistas y politiqueras, que adoptan algunas personas e instituciones públicas y privadas, sobre el cacareado tema de la corrupción internacional que ha funcionado como una especie de “tsunami o terremoto político” en el mundo, como es el caso reconocido y destacado por los medios de la empresa brasileña Odebrecht y su telaraña de corruptela regada por todo el mundo.

Te puede interesar

Pero antes recordemos un importante y conocido pasaje bíblico: Jesús de Nazaret se encontraba cerca del templo en el Monte de Los Olivos, conversando con los feligreses, cuando de repente llegaron los llamados “maestros de la ley” acompañados de los fariseos, quienes buscaban montarle una trampa para acusarlo en su contra, y traían arrastrada a una mujer acusada de adulterio, la cual según la ley vigente, era merecedora de morir apedreada por la comunidad. Uno de ellos tomó la palabra e increpándolo le grita que la acusada debe morir, y Jesús, que estaba escribiendo en la tierra, toma una piedra en su mano se levanta caminando con ella en su brazo extensivo señalándolos y mirándolos a cada uno a sus ojos, y ante el silencio de todos, les dice en voz grave: ”Aquel de ustedes que esté libre de pecado, que tire la primera piedra”, en ese momento los fariseos comenzaron a soltarla y a marcharse del lugar en forma silenciosa.

Jesús se acercó a la mujer que estaba arrodillada sollozando y asustada, tomó su rostro entre sus manos, le besó una mejilla y le dijo: “Mujer, puedes irte, no vuelvas a pecar”. Allí termina este episodio que tiene muchas y variadas interpretaciones. Una de ellas era la falsa moral hipócrita de los fariseos, quienes la mayoría se habían servido de ella o de otras adúlteras, y ahora aparecían como los más radicales en su contra, cuando ellos eran parte del pecado. Cualquier parecido con la realidad actual es simple coincidencia.

La última repercusión fue la reciente decisión de suicidarse del expresidente peruano Alan García, a quien conocí en su primer mandato en visita oficial a Venezuela. Político inteligente, carismático y popular, con profundas vinculaciones y relaciones fraternas con el partido Acción Democrática, hermano homólogo del histórico partido APRA del Perú, del líder fundador Haya de la Torre en su época. Ambas organizaciones de gran arraigo popular e impulsora del desarrollo económico, político y social en ambos países, en democracia y libertad.

La extensa red Odebrecht no es nada casual, pero tampoco es la única en ser denunciada por su ilegales prácticas en diversos países donde existen evidencias peores en su destrucción masiva de los intereses de una nación. Los casos vinculados a esta operación de compra de conciencias, se repite diariamente en otras dimensiones mayores, pero sin duda, la reacción final pública, ha sido trágica para políticos corruptos, que predicaban y defendía una farsa moralidad, mientras se servían de las jugosas comisiones millonarias obtenidas mediante el soborno y el ilícito negociado.

Brasil con dos expresidentes socialistas de izquierda como Lula Silva y Dilma Rousseff, preso y condenado uno y la otra en proceso de ser juzgada por el mismo delito, ambos socavaron la confianza y fe pública en sus actuaciones cometiendo actos de corrupción con Odebrecht y PETROBRAS. En el Perú varios expresidentes son víctima de esta “epidemia” degenerativa, que ahora coloca a un presidente en ejercicio destituido y preso, y otro tomó la grave decisión de suicidarse, ambas muy negativas para la preservación de la moral y conducta pública en las estaciones democráticas. La impunidad se acabó, pero la justicia tarda a veces, pero llega siempre a buena hora y aplicando muy fuerte sus tenazas justicieras.

El caso venezolano y sus ramificaciones de Odebrecht entre los personeros del régimen, a pesar de la denuncia pública contra el usurpador Maduro, no ha tenido ninguna repercusión para la aplicación de medidas punitivas en su contra, por tener un TSJ ilegitimo privado, que más que defender a la nación, es su “bufete privado” defensor a ultranza de sus propias sinvergüenzuras y corruptela. ¡Sueltan las piedras!

Por su parte los “talibanes de internet” y sus aliados del G2 cubano, dedican sus ataques no contra la dictadura y sus secuaces, como siempre, sus ataques y calumnias son contra la oposición democrática y algunos de sus dirigentes, a quienes tratan de descalificar, haciéndole el juego al régimen dictatorial, fortaleciendo su estrategia destructora y divisionista opositora. ¡Tiran sus piedras¡

El gobierno federal de Estados Unidos y sus agencias especializadas en la lucha contra la corrupción y el lavado de recursos provenientes del tráfico de drogas y de corruptela, debería profundizar sus investigaciones en Miami, y Nueva York, hasta descubrir y encerrar bajo juicios a los testaferros y “servidores” de esta mafia de los “gorriones”, que prefieren esconder las piedras, para pasar “agachados” y explotar sus riquezas mal habidas. Es la hora de la justicia, real y verdadera. Cero tolerancias a la impunidad.

Expreso mis bendiciones personales en esta época de pascua, a toda la comunidad católica y cristiana, en especial a mis compatriotas venezolanos, a los fines de que mantengamos firme y fuerte nuestra fe y confianza en la conducción de nuestro líder Juan Guaidó, la AN legítima y los partidos opositores al régimen del usurpador Maduro y su banda de delincuentes comunes. Vamos con viento de cola a favor. ¡Vamos bien!

¡LIBERTAD PARA ROBERTO MARRERO Y TODOS LOS PRESOS POLÍTICOS Y MILITARES!

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

En este regreso a clases en el sur de Florida, ¿cree que las autoridades han tomado las medidas necesarias para garantizar la seguridad en las escuelas?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas