RÍO DE JANEIRO.- El Rock in Río, mayor festival de música de América Latina, abrió este domingo sus puertas para celebrar la última jornada de la presente edición, que cerrará con un concierto de los Red Hot Chili Peppers.

El último día del Rock in Río llega tras la histórica noche de este sábado, marcada por las más de tres horas de espectáculo que ofrecieron esta pasada madrugada Guns N'Roses y por la segunda actuación en Brasil en sus 53 años de carrera de The Who, tras la que ofrecieron este jueves.

Las últimas horas de la edición actual del Rock in Río también contarán con los conciertos de bandas como The Offspring, Sepultura o Thirty Seconds to Mars.

El último día del festival, en el que se espera la presencia de 100.000 personas, tendrá el difícil reto de superar la gran noche de este sábado, en la que Guns N'Roses hizo las delicias de los miles de espectadores que abarrotaron la Ciudad del Rock.

La banda que lidera Axl Rose no decepcionó a sus fans en su octava presencia en el país sudamericano, cuarta en el Rock in Río, e hizo saltar hasta bien entrada la madrugada a sus fans con su rock duro.

A sus 55 años, el líder de los Guns confirmó que a la banda de hard rock que fundó en Hollywood en 1985 le queda cuerda todavía para rato y que la gira que empezaron en 2016 no tiene necesariamente que ser la última.

Tras deleitar al público con 27 canciones, entre ellas Welcome to the jungle, Estranged, Rocket Queen, Jungle, Black Hole Sun y versiones de clásicos como Wish you were here o Heavens door, los Guns se despidieron con su clásico Paradise city.

Antes, el legendario grupo británico The Who, para muchos la banda con mejor directo del mundo, actuó como telonero en un concierto histórico dentro de su primera gira por América Latina.

Un auditorio abarrotado recibió con una ovación a los creadores de My Generation, uno de los mejores álbumes de rock de la historia, y Townshend se presentó con un contundente "fuck, fuck, fuck Rock in Río".

Can explain abrió el fuego, seguida de "Substitute" "Who are you", The kids are alright y I can see for miles, que dio a paso a Generation, ante la locura del público.

La de 2017 es la décimo séptima edición del Rock in Río y la séptima en Río de Janeiro, en donde el evento nació en 1985, antes de comenzar a turnarse con ciudades como Madrid (tres ediciones), Lisboa (seis) y Las Vegas (una).

Durante las siete noches del evento, pasaron por la Ciudad del Rock estrellas mundiales como Justin Timberlake, Fergie y Shawn Mendes, representantes del soul como Alicia Keys, y bandas de pop rock como Maroon 5 y Pet Shop Boys, así como grupos de rock como Aerosmith, Bon Jovi, Tears for Fears o Deff Leppard.

Los organizadores montaron este año su Ciudad del Rock en un espacio de 300.000 metros cuadrados del Parque Olímpico de Río de Janeiro que convirtieron en un verdadero parque de diversiones con varias atracciones que lograron dividir la atención del público presente con los varios escenarios instalados.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario