NUEVA YORK.- Netflix estrena este viernes Altered Carbon, la adaptación de la novela con la que Richard Morgan atrapó a los fans del ciberpunk al plantear un futuro inquietante: dentro de 300 años la muerte será opcional y los humanos podrán comprar el cuerpo que más les guste, o el que su bolsillo se pueda permitir.

En una serie que muchos han comparado con Blade Runner, el hombre más rico del planeta, Laurens Bancroft, contrata a un convicto, Takeshi Kovacs, para que averigüe quién lo ha matado o, mejor dicho, quién ha matado a su último cuerpo.

La cárcel de donde sale Kovacs es un gran montón de servidores, donde se almacenan la conciencias de los convictos, que permanecen allí durante décadas o incluso siglos hasta que cumplen condena y pueden volver a tener un cuerpo (o una "funda", como lo llaman en la serie).

Kovacs lleva medio siglo "congelado" en prisión por el delito de pertenecer a los Envoys, una secta que se levantó contra el nuevo orden pero que fue derrotada, y al que le ofrecen un nuevo cuerpo a cambio de adivinar quién acabó con la última "funda" de Bancroft.

El enigma del asesinato ocupa los diez capítulos de la primera temporada, cada uno de ellos de una hora de duración y que escribió Laeta Kalogridis, responsable de éxitos como Avatar o Shutter Island.

El actor Joel Kinnaman, que interpreta al exconvicto insurgente, explicó a un grupo de periodistas, entre ellos Efe, que la serie "revela que la esencia del ser humano es nuestra mortalidad y si dejamos de ser mortales, entonces también perdemos nuestra humanidad".

La actriz Martha Higareda, que da vida a una detective interesada en la investigación que lleva a cabo Kovacs, cree que Altered Carbon muestra "hasta qué punto pueden llegar el mal y el poder si la gente pudiese vivir por siempre".

Aunque los personajes de la serie se mantienen, van cambiando de cuerpos, lo que hizo que diferentes actores tuviesen que interpretar al mismo protagonista y se tuviesen que poner de acuerdo en la gestualidad que tendría el personaje.

"Es el sueño húmedo de cualquier productor porque ninguno de nosotros tendríamos por qué aparecer en la siguiente temporada. Nuestros personajes podrían aparecer, pero sus cuerpos pueden cambiar", bromeó James Purefoy, que interpreta al millonario Bancroft.

En Altered Carbon abundan los actores afroamericanos o de origen asiático, como Will Yun Lee, que reconoció que los actores que no son blancos viven "en los márgenes de la pantalla" y que en esta serie todos los personajes "están en el centro".

Para la actriz Dichen Lachman, que interpreta a la hermana de Kovacs, también es importante que "las mujeres en esta historia realmente impulsan la trama, y esto no suele ser así".

Lachman habló sin tapujos sobre su desnudo en la serie: "Como actriz, siempre pensé de forma ingenua que si tenía que hacer algo así, tendría que ser una escena en la que estuviese siendo manipulada o que no fuese sexy".

Al principio, lo pasó mal por sus inseguridades, los complejos con su cuerpo y el miedo a lo que podría pensar su hijo, pero tras rodar la escena se sintió liberada.

"Hay algo loco en el hecho de estar desnudo en frente de cien personas y después de hacerlo sientes como si fueses capaz de todo, y es tan raro porque me sentía tan insegura pero una vez lo hice sentí que podía derribar un muro", afirmó Lachman, que cree que su desnudo "encajaba en la historia de una forma preciosa".

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que se deben modficar las leyes para el porte de armas en EEUU?

Sí, deben ser más estrictas
Sí, debe prohibirse el acceso a armas a civiles
No, deben mantenerse tal como están
No, pero se debe aplicar con mayor rigurosidad
ver resultados

Las Más Leídas