UVALDE.- Un hombre armado mató el martes a 19 estudiantes y dos maestras en la escuela primaria Robb en Uvalde, Texas. Cuando los estudiantes llamaron al número de emergencias 911, los policías esperaron más de una hora para irrumpir en el salón de clases después de seguir al atacante al interior del edificio. Según informes de prensa, uno de los estudiantes que llamó a¿l servicio de emergencias suplicó: "Por favor, envíen a la policía ahora".

El jefe de policía del distrito, Pete Arredondo, decidió que los agentes deberían esperar antes de confrontar al pistolero porque creían que estaba encerrado dentro de las aulas contiguas y que los niños ya no estaban en riesgo, aseguraron las autoridades el viernes.

Te puede interesar

“Fue la decisión equivocada”, admitió Steven McCraw, jefe del Departamento de Seguridad Pública de Texas, en una conferencia de prensa el viernes.

En Uvalde, el jefe de policía al que muchos culpan de no haber enviado agentes con mayor rapidez para detener el tiroteo dentro de la escuela; es también el jefe de la pequeña fuerza policial del sistema escolar, una unidad dedicada normalmente a establecer una buena relación con los estudiantes y actuar en caso de peleas ocasionales.

Prepararse para un tiroteo es apenas una pequeña parte de lo que hacen los policías escolares, pero los expertos locales dicen que la preparación de los agentes asignados a las escuelas en Texas —incluida la capacitación obligatoria sobre pistoleros disparando— les brinda una base tan sólida como cualquier otra.

“La mentalidad táctica y conceptual definitivamente existe en Texas”, dijo Joe McKenna, superintendente adjunto del distrito escolar de Comal en Texas y ex subdirector del centro de seguridad escolar del estado.

Luego de las llamadas desesperadas de los alumnos, de sus padres y de testigos en el lugar; un grupo de agentes tácticos de la Patrulla Fronteriza participarían más tarde en un enfrentamiento a disparos con el atacante y lo matarían, dijeron las autoridades. Pete Arredondo no pudo ser contactado de momento el viernes por The Associated Press para conocer su punto de vista.

Policia uvalde.jpg
Steven McCraw, director del Departamento de Seguridad Pública de Texas, habla durante una conferencia de prensa el viernes 27 de mayo de 2022 frente a la Escuela Primaria Robb, en Uvalde, Texas.

Steven McCraw, director del Departamento de Seguridad Pública de Texas, habla durante una conferencia de prensa el viernes 27 de mayo de 2022 frente a la Escuela Primaria Robb, en Uvalde, Texas.

En todo Estados Unidos, los policías que trabajan en las escuelas tienen la tarea de vigilar quién entra y sale, tratando de generar confianza para que los estudiantes se sientan cómodos acudiendo a ellos cuando tengan problemas, enseñando programas contra el abuso de sustancias y, ocasionalmente, haciendo arrestos.

El departamento de policía del Distrito Escolar Independiente Consolidado de Uvalde dice en su sitio web que su objetivo principal es “mantener un entorno seguro y protegido para que nuestros futuros líderes aprendan y nuestros líderes actuales eduquen mientras forman asociaciones con estudiantes, maestros, padres y la comunidad mientras se hacen cumplir las leyes y se reducen los temores”.

La capacitación sobre pistoleros activos fue ordenada por los legisladores estatales en 2019 en respuesta a los tiroteos en las escuelas. Según la ley estatal, los distritos escolares también deben tener planes para responder a tiradores activos en sus procedimientos de respuesta a emergencias.

La seguridad a veces puede volverse laxa porque los funcionarios escolares y los agentes pueden desestimar que vaya a ocurrir un tiroteo en su edificio, reconoció Lynelle Sparks, oficial de policía escolar en Hillsboro, Texas, y directora ejecutiva de la Asociación de Oficiales de Recursos Escolares de Texas.

“Siempre se trata de asegurarse de estar preparado”, afirmó. “La gente se relaja. Sucede en todos los distritos. No puedes decir que no. Sucede en todas partes. Llegamos al punto de ‘Oh, Dios mío. Esto es horrible. Necesitamos seguridad, seguridad, seguridad’. El año escolar pasa y luego piensas ‘Oh, ¿por qué tengo que cerrar la puerta con llave todos los días?’ Desearía que todos los maestros enseñaran detrás de una puerta cerrada. Eso no lo convierte en un sistema penitenciario, se trata de salvar vidas”.

Según el enfoque de “comando de incidentes” que se adoptó ampliamente después del 11 de septiembre, no sorprende que el jefe de policía de la escuela sea considerado el comandante, incluso después de la llegada de agentes de otras agencias, dijo McKenna. La persona designada sería considerada el comandante hasta que la releve un oficial de mayor rango, pero eso no sucede necesariamente de inmediato mientras continúan los esfuerzos para salvar vidas, agregó.

“Obviamente, esto es todavía una investigación en curso, pero tiene sentido que un jefe de policía de un distrito escolar sea el comandante del incidente inicial”, aseguró McKenna.

FUENTE: Con información de AP

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 31.02%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.72%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.25%
18819 votos

Las Más Leídas