SONIA SCHOTT
@schottv

E pluribus unum es una frase escrita en latín, que significa unidos en la diversidad, que fue utilizada como lema nacional hasta 1956 y está inscrita en las monedas estadounidenses, para hacer referencia a las 13 colonias que dieron vida a la nación. Sin embargo, Estados Unidos se puede considerar hoy una nación dividida.

Te puede interesar

La ejecución de cinco agentes del orden público en Dallas, en retaliación por el presunto racismo policial presente en las muertes de dos personas afroamericanas en Louisiana y Minnesota, ha disparado una vez más la ira acumulada en la población por estos enfrentamientos, que engrosan una larga lista que parece no tener fin.

Esto se suma a la preocupación causada por los múltiples asesinatos cometidos por individuos armados, en lo que va de año.

Todos estos sucesos derraman sobre la escena política más desesperación y confusión, particularmente cuando estamos a cuatro meses de las elecciones presidenciales del 8 de noviembre, y pareciera que el país se encuentra en un estado de zozobra, inestabilidad y pesimismo, comparable a los días negros de la guerra en Vietnam.

Y mientras la administración de Barack Obama llega a su fin, la nación continúa anhelando una figura política, inspiradora y respetada por todos, capaz de unir al país, para poner bajo su responsabilidad los intereses de cada hombre, mujer y niño.

No obstante, los dos candidatos a la presidencia por los partidos Republicano y Demócrata no representan las personalidades unificadoras que el país reclama. Hillary Clinton y Donald Trump tienen sus adeptos pero cada uno, a su manera, provoca enormes divisiones.

Clinton todavía espera por el apoyo de cada demócrata y Trump no ha podido ganar el de todos sus colegas republicanos.

Pero aún más inquietante es que Clinton no tiene la aceptación general, no por el uso de correos electrónicos privados para supuestamente transmitir información confidencial, cuando fue secretaria de Estado, sino porque muchos estadounidenses consideran que ella, simplemente, no es de confiar, mientras Trump, a pesar de una campaña populista con la que ha capitalizado el descontento de miles de estadounidenses, también ha radicalizado a la nación con sus polémicas intervenciones y promesas.

Es un hecho que las campañas presidenciales siempre dividen, pero a menudo un candidato emerge con un mensaje que inspira y unifica a la gente a su alrededor, pero en los próximos meses veremos seguramente poca oportunidad para la cohesión nacional, mientras ambos contendores presidenciales se dañan mutuamente a costa de profundizar las diferencias ya existentes.

Un estudio reciente del Pew Research Center sostiene que, aproximadamente, cuatro de cada diez votantes tienen dificultades para  elegir entre Donald Trump y Hillary Clinton porque están convencidos de que ninguno de los dos, sería un buen presidente y solo el 11% dice que la elección es compleja porque cualquiera de los dos podría ser bueno para el cargo.

Al origen de esta gran insatisfacción con los aspirantes a la presidencia del país, está la percepción popular de que no se dedican a los asuntos vitales que atañan a todos.

Los verdaderos problemas de los estadounidenses, como la violencia o el racismo, que han generado titulares en todo el mundo, quedarán rezagados una vez más, mientras ambos candidatos luchan por ganarse la Casa Blanca a costa de unos Estados des-Unidos de América, lo cual promete convertirse en un período poco edificante en la historia.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.98%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.4%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.63%
51320 votos

Las Más Leídas