LOS ÁNGELES.- Un salvadoreño que se declaró culpable de una serie de ataques en el sur de California, en los que murieron cinco hombres y otros siete resultaron heridos, fue condenado a cadena perpetua sin posibilidad de obtener la libertad condicional. El hombre también se había declarado culpable de los asesinatos de su tía y su tío en Houston.

Ramón Alberto Escobar, de 50 años, recibió múltiples cadenas perpetuas el viernes después de declararse culpable de asesinato en circunstancias especiales e intento de asesinato. Durante una audiencia por la plataforma zoom, también se declaró culpable de los homicidios de sus tíos en Houston en 2018. Recibió cadenas perpetuas adicionales por esos asesinatos, pero las cumplirá consecutivamente en California.

Te puede interesar

Los fiscales dijeron que Escobar huyó de Texas después de matar a sus familiares y que no tenía donde vivir cuando comenzó a atacar a personas sin hogar en Los Ángeles y Santa Mónica en el transcurso de unas dos semanas en septiembre de 2018.

Las autoridades agregaron que Escobar golpeó a las víctimas con cortadores de pernos o un bate de béisbol mientras dormían en las calles o en la playa. Todos menos uno estaban sin hogar.

En una entrevista con la policía, el hombre salvadoreño dijo que mató a algunas de las víctimas porque “lo irritaron, le faltaron el respeto a las fuerzas del orden o les robó porque necesitaba dinero”, según un memorando de sentencia de la fiscalía.

Un video de cámaras de seguridad lo mostró saqueando los bolsillos y pertenencias de algunas víctimas en el centro de Los Ángeles.

Escobar había huido de Texas luego de ser interrogado sobre la desaparición de sus tíos, con quienes se estaba quedando. Manejó 2.414 kilómetros (1.500 millas) hasta California y llegó aproximadamente una semana antes de que comenzaran los ataques allí, dijeron las autoridades.

La policía de Houston dijo más tarde que Escobar confesó que había matado a los hermanos Dina Escobar, de 60 años, y Rogelio Escobar, de 65.

El hombre salvadoreño le dijo a la policía que golpeó a su tío hasta matarlo porque sintió que le faltaba al respeto y luego mató a su tía después de esconderse en la camioneta de ella cuando su tía fue a buscar a su hermano dos días después.

Escobar dejó los cadáveres en dos contenedores de basura diferentes y que luego fueron encontrados en un vertedero.

El hombre salvadoreño tenía antecedentes penales previos, que incluían una pena de prisión de cinco años por robo en Texas y condenas por delitos menores por asalto y allanamiento, informaron las autoridades.

Escobar, originario de El Salvador, también había sido deportado seis veces entre 1997 y 2011, pero regresó ilegalmente, precisaron las autoridades. En 2017, fue liberado de la custodia federal de inmigración luego de ganar una apelación de su último caso de deportación en un tribunal de inmigración, según el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos (ICE, por sus siglas en inglés).

FUENTE: Con información de AP

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.78%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.68%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.54%
31780 votos

Las Más Leídas