LA HABANA.- La prensa estatal de Cuba calificó hoy al expresidente español José María Aznar (1996-2004) como uno de los "más despreciables" políticos de la era moderna, tras sus críticas al actual jefe del Gobierno de ese país, Pedro Sánchez, por no reunirse con la disidencia durante su reciente visita a la isla.

El periódico Granma, órgano oficial del Partido Comunista de Cuba (PCC, único legal), se refiere en su edición de este lunes al conservador Aznar como un "ridículo bufón", "pequeño y diabólico", "cínico", "caballerito" y "personajillo".

En un artículo titulado "Aznar, el buen muchacho de Estados Unidos", el diario oficialista cubano cita la respuesta que dio el presidente Sánchez a los reproches del político conservador y señala que este "se vanaglorió" de que en su etapa al frente del Gobierno no tuvo relaciones "ambivalentes" con Cuba.

Sánchez visitó La Habana los pasados 22 y 23 de noviembre en el que fue el primer viaje oficial a la isla de un presidente del Gobierno español en 32 años y con una agenda que incluyó una reunión con su homólogo, Miguel Díaz-Canel, un foro empresarial y un encuentro con la sociedad civil, pero no con la disidencia.

Mientras tenía lugar la visita, Aznar calificó en Twitter de "lamentable" que Sánchez visitara Cuba y no se reuniera con la oposición y además criticó que estuviera en La Habana mientras la Unión Europea tenía ante sí la discusión "más importante en décadas", en alusión al acuerdo sobre el "brexit".

El ahora expresidente sí se vio con opositores cubanos durante su único viaje a Cuba, en 1999, con motivo de la Cumbre Iberoamericana.

Granma recuerda que Aznar promovió la denominada "posición común" de la Unión Europea (UE), una política restrictiva que de 1996 hasta su derogación en 2016 vinculaba todo avance en la relación del bloque comunitario con la isla a los progresos en democratización y derechos humanos.

Según el rotativo, el exmandatario todavía hoy "vive de su aberración contra Cuba, a la que quiso destruir y, por supuesto, no pudo ni podrá" y rememora que días después de jurar su cargo, su primer anuncio fue el de suspender la cooperación oficial con el país caribeño.

Asimismo considera que "tan cínico" como ese anuncio fue que Aznar lo hiciera en una rueda de prensa conjunta con el entonces vicepresidente estadounidense, Al Gore, quien "le agradeció el gesto inesperado, le dio una palmadita en el pecho y lo catalogó de buen muchacho".

Subraya que, además de mantener su obsesión contra Cuba, Aznar ha puesto en la mirilla de sus diatribas a Venezuela y analiza pronunciamientos del político español que, en opinión del articulista, involucran a Aznar en cualquier aventura -incluyendo la militar- que se pretenda realizar contra el régimen de Nicolás Maduro en la nación suramericana.

También menciona las giras de Aznar por Centroamérica y EEUU -antes de asumir el poder en España- en el avión privado del entonces líder de la anticastrista Fundación Nacional Cubanoamericana.

"En aquella, como en otras tantas ocasiones, además de viajar gratis, servía de ridículo bufón al servicio de las peores causas", añade Granma.

Del actual presidente del Ejecutivo español el artículo destaca, por contra, su pronunciamiento de que "España no va a escatimar esfuerzos para que su presencia en Cuba brille a la altura de la amistad y el respeto que España tiene por el pueblo cubano".

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la construcción del estadio de fútbol con un complejo comercial de David Beckham en Miami traerá mayores beneficios a la ciudad?

Las Más Leídas