viernes 27  de  enero 2023
PANAMÁ

Liberan a los hijos del expresidente Ricardo Martinelli

A su regreso a Panamá, Ricardo Alberto Martinelli Linares y Luis Enrique Martinelli, hijos del expresidente panameño, serán arrestados nuevamente

NUEVA YORK.- Los dos hijos del expresidente de Panamá Ricardo Martinelli fueron liberados este miércoles tras cumplir la condena que les impuso la justicia estadounidense por recibir sobornos de la multinacional brasileña de la construcción Odebrecht.

"Confirmamos que Ricardo Alberto Martinelli Linares y Luis Enrique Martinelli Linares fueron liberados de la custodia de la Oficina Federal de Prisiones...por buena conducta", confirmó este organismo -FOB, por sus siglas en inglés- a la AFP.

Los Martinelli habrán cumplido dos años y medio de los tres años de condena que les impuso en mayo pasado la justicia estadounidense, además de pagar una multa de 250.000 dólares, por recibir 28 millones de dólares en sobornos de Odebrecht, de los cuales 19 millones transitaron por cuentas norteamericanas.

De la condena fijada, se descontó el tiempo que habían permanecido detenidos primero en Guatemala y después en Estados Unidos hasta que se conoció el fallo judicial.

Al salir de la cárcel de Allenwood, en Pensilvania, donde los hermanos purgaron parte de la condena, debían de ser "trasladados a las dependencias del ICE", el servicio de inmigración estadounidense, desde donde serán "deportados" a Panamá al no tener estatus legal en Estados Unidos, precisó una fuente judicial a la AFP.

"Si no se oponen, su deportación debería producirse rápidamente", agregaron dichas fuentes.

De nuevo la cárcel

En la audiencia en la que se anunció el fallo los abogados de los hermanos, que se habían declarado culpables de los cargos que les imputaba la fiscalía estadounidense, culparon al expresidente Martinelli (2009-2014) de haberles inducido a cometer los delitos.

A su regreso a Panamá, serán arrestados nuevamente, después de que un tribunal rechazó recientemente las solicitudes de su abogado para "suspender la orden de detención" que pesa sobre ellos, según informó el Órgano Judicial recientemente.

Ambos están imputados en Panamá, junto a su padre, por presunto blanqueo de capitales en un esquema de corrupción montado por Odebrecht - que abarcó principalmente diferentes países latinoamericanos - y por otro escándalo conocido como "Blue Apple", una trama de cobro de comisiones para agilizar contratos durante el gobierno de Martinelli, que tiene la intención de presentarse de nuevo a la presidencia en los comicios de 2024.

El pasado 3 de enero, el abogado de los hermanos Martinelli, Carlos Carrillo, declaró que los hijos del exmandatario habían pagado 14 millones de dólares en fianzas para evitar su detención a su llegada a Panamá.

Según Carrillo, los acusados consignaron cada uno sendas fianzas de dos millones de dólares por el caso Odebrecht y cinco millones por el caso "Blue Apple".

Huída frustrada

Los dos hermanos huyeron de Estados Unidos el 25 de junio de 2020 en un barco hacia Bahamas, donde abordaron un avión privado para viajar a Panamá. Sin embargo, al estar ese último país con ingreso bloqueado por la pandemia de COVID-19 terminaron en El Salvador, desde donde cruzaron por tierra a Guatemala. En este país fueron detenidos el 6 de julio de 2020, cuando pretendían viajar en un vuelo privado a su país.

"Tenían miedo" y estuvieron "mal aconsejados", sostuvieron los abogados para explicar su huida de Estados Unidos cuando negociaban un acuerdo con las autoridades judiciales.

Luis Enrique Martinelli fue extraditado a Estados Unidos el 15 de noviembre de 2021. Luego, su hermano llegó el 10 de diciembre.

La justicia estadounidense los acusó de utilizar los bancos de este país para cometer su fraude "egoísta y avaricioso".

Según la Fiscalía, los Martinelli invirtieron 9,5 millones de dólares del monto que recibieron de Odebrecht en una compañía de servicios de telefonía celular en Panamá, así como en acciones y bonos.

Asimismo, Luis Enrique Martinelli compró un yate de 1,7 millones de dólares y un condominio en Miami de 1,3 millones, mientras que su hermano pagó "centenares de miles de dólares" de gastos de su tarjeta de crédito.

El 21 de diciembre de 2016, Odebrecht se declaró culpable ante el mismo tribunal de Brooklyn que condenó a los Martinelli, de haber distribuido más de 788 millones de dólares en sobornos a jerarcas gubernamentales, diversos funcionarios públicos y partidos políticos, básicamente en América Latina, para conseguir y retener obras de infraestructuras principalmente.

FUENTE: Con información de AFP

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar