MIAMI.- El Gobierno del dictador venezolano Nicolás Maduro contempla una serie de cambios y reformas en el terreno diplomático para responder a la crisis que se le avecina a partir del 10 de enero de 2019, cuando deba iniciar un nuevo mandato presidencial luego de su “reelección”, catalogada por varios países y un amplio sector de la comunidad internacional como ilegítima.

El Ministerio de Exteriores venezolano prepara la designación de nuevos embajadores y altos funcionarios diplomáticos para una veintena de sus misiones alrededor del mundo, a pesar de que éstos no contarán con el aval de la Asamblea Nacional (Parlamento), que controla la oposición y Maduro desconoce, reveló una fuente al tanto del proceso a DIARIO LAS AMÉRICAS.

Los cambios se producirán cuando faltan dos meses para el inicio de un segundo mandato de Maduro, el 10 de enero, tras las elecciones consideradas ilegítimas y que desconocieron la mayoría de países de América y Europa.

Presión mundial

Con una mayor presión desde el exterior sobre su régimen, Maduro busca sortear el peso de las sanciones contra sus altos funcionarios, sobre todo las de Estados Unidos, que también están afectando el desempeño de la economía venezolana.

Luego de los comicios del 20 de mayo, el presidente Donald Trump firmó una orden ejecutiva que limitó a Venezuela la venta de deuda y activos públicos en territorio estadounidense.

“Es lamentable que estas designaciones lleguen a ocurrir, porque se estaría perdiendo la importancia y jerarquía de la Asamblea Nacional, que es el órgano que debe aprobar los nombramientos de embajadores”, afirmó el diputado de oposición Williams Dávila, miembro de la Comisión de Política Exterior de la Asamblea Nacional.

Maduro, además, quiere reducir definitivamente el rango de sus legaciones en naciones occidentales a nivel de encargado de negocios, después de que algunos estados retiraron sus embajadores este año. Maduro descarta designar nuevos representantes ya que los mismos no recibirían el visto bueno (placet) de los países de destino.

Los nuevos embajadores serán escogidos para las legaciones con las que el Gobierno venezolano aún mantiene contactos y relaciones diplomáticas regulares, entre ellos, países africanos, de Asia, Medio Oriente y algunas islas del Caribe.

Algunos de los países o estados para los cuales Venezuela estaría considerando hacer nuevas designaciones de embajadores son Bahamas, Dominica, Santa Lucía, Trinidad y Tobago, Belice, Angola, Indonesia, Qatar y el Vaticano, así como algunas ciudades europeas donde se nombrarán cónsules y otros países del Caribe y de África.

En la lista figuran funcionarios de la línea dura del chavismo, algunos sin experiencia diplomática.

Para las embajadas en Dominica e Indonesia figuran José Moros y Rhadames Gómez, respectivamente, ambos funcionarios del Ministerio de Energía y Petróleo. En Qatar estaría el actual presidente de la Corporación Venezolana de Comercio Exterior (CORPOVEX), el general Giusseppe Yoffreda, un hombre muy cercano a Maduro; en Nigeria sería designado David Nieves Velásquez y Roy Chaderton (único con experiencia diplomática), sería designado para el Estado del Vaticano, según la misma fuente.

Precisamente el periodista y político venezolano José Vicente Rangel, vinculado al oficialismo, informó el pasado domingo que Chaderton será el embajador de Venezuela ante la Santa Sede.

Para el diputado Dávila, “hay un elemento que la comunidad internacional debe tener en cuenta, de acuerdo con la Constitución venezolana de 1999. Es el Parlamento el que da la buena para el nombramiento de un embajador, por lo que estas nuevas designaciones, en el caso de la Santa Sede, comienzan mal. Si bien El Vaticano no se ha pronunciado sobre el proceso electoral, otros han sido claros”.

Ilegitimidad

Estos nuevos embajadores serían los primeros en representar fielmente al Gobierno venezolano en su nuevo período, pero se abre otra crisis. En enero de 2019, para un grueso de gobiernos extranjeros, sobre todo de la Unión Europea, Maduro habrá perdido su legalidad, como advirtió recientemente el ministro español de Asuntos Exteriores, Josep Borrell.

“Maduro ahora y hasta el 10 de enero de 2019 tiene la legitimidad de unas elecciones que nosotros reconocemos, pero el 10 de enero se le acaba ese mandato, y empieza un mandato en base a unas elecciones que no reconocemos”, explicó Borrell en una entrevista con un periódico español.

El dictador venezolano deberá iniciar su segundo mandato presidencial de seis años el 10 de enero de 2019, tal como decidió la Asamblea Nacional Constituyente, catalogada como ilegítima, por haber violado principios constitucionales.

Los países del Grupo de Lima desconocieron los resultados de esas elecciones presidenciales celebradas el 20 de mayo en Venezuela por no cumplir con los “estándares internacionales", y decidieron “reducir el nivel de sus relaciones diplomáticas” con ese país.

De esta manera, los gobiernos de Argentina, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Guyana, Honduras, México, Panamá, Paraguay, Perú y Santa Lucía no cuentan con embajadores en Caracas. Ecuador expulsó recientemente a la embajadora venezolana en rechazo a unas declaraciones oficiales desde Venezuela.

Pero sin el reconocimiento de la mayoría de los 28 gobiernos de la Unión Europea, EEUU y casi toda la región (salvo algunos miembros del ALBA o PetroCaribe, alianzas creadas por el presidente Hugo Chávez), al régimen de Maduro se le avecina un aislamiento internacional aún mayor del que padece.

El analista de temas internacionales venezolano Néstor Pardo sugiere que, de llegar a concretarse las designaciones de personal diplomático en los próximos días, “Maduro simplemente estaría legitimándose ante el Partido Socialista Unido de Venezuela, [un sector de] las Fuerzas Armadas, algunos países aliados y sus seguidores, pero no con la sociedad venezolana en su amplia mayoría, ni sectores de la oposición y mucho menos con el resto de la comunidad internacional”.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas