Tras asistir a la que probablemente sea la boda más vista del año, los 600 invitados al enlace del príncipe Harry y Meghan Markle pudieron relajarse un poco en una recepción privada en el castillo de Windsor.

El menú de la fiesta, ofrecido por la reina Isabel II, incluyó algunos de los mejores platos de la cocina británica, regados con el champán Pol Roger Brut Reserva y una selección de vinos.

Te puede interesar

A continuación, algunos de las delicias culinarias más destacadas:

- Langostinos escoceses envueltos en salmón ahumado con crema fresca de cítricos

- Espárragos ingleses a la parrilla envueltos en jamón de Cumbria

- Panna cotta de guisantes con huevos de codorniz y verbena de limón

- Croqueta de confit de cordero de Windsor, verduras asadas y mermelada de chalotas

- Fricasé de pollo de corral con champiñones y puerros jóvenes

- Cerdo asado durante 10 horas con compota de manzana y crujiente

- Champán y macarons de pistacho

- Mini tartaletas de crujiente de ruibarbo

FUENTE: dpa

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

En este regreso a clases en el sur de Florida, ¿cree que las autoridades han tomado las medidas necesarias para garantizar la seguridad en las escuelas?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas