Embed

WASHINGTON.- La líder demócrata en la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, brindó este miércoles un discurso récord de 8 ocho horas con el cual presionó por las demandas de su partido respecto a una reforma migratoria.

Así, la legisladora de 77 años de California reclamó a sus pares del oficialismo para votar por una reforma y advirtió que podría no apoyar un acuerdo bipartidista sobre el presupuesto nacional, indicó el diario político local The Hill.

Los líderes de cada partido son los únicos que cuentan con el privilegio de un uso de su tiempo de intervención ilimitado, lo cual ha aprovechado Pelosi.

La representante demócrata exigió un compromiso más firme por parte del presidente de la Cámara de Representantes, Paul Ryan, para que el órgano considere tratar un proyecto que proteja a los jóvenes inmigrantes llegados a Estados Unidos de manera ilegal cuando eran niños, bautizados como Dreamers (Soñadores).

Sin embargo, dicho compromiso no ha sido emulado por Ryan, por lo que Pelosi, junto a muchos de los demócratas de su bancada, temen que los esfuerzos del Senado se queden estancados en la Cámara Baja y los "soñadores" queden expuestos a la deportación.

Los líderes del Senado, el republicano Mitch McConnell y el demócrata Chuck Schumer, anunciaron este miércoles haber alcanzado un "gran acuerdo presupuestario" para los dos próximos años fiscales, a cambio de que McConnell, como líder de la mayoría, comience un debate migratorio en el pleno de la Cámara Alta a la mayor brevedad.

El presidente estadounidense, Donald Trump, mandó acabar en marzo próximo con el programa de protección a esos jóvenes impulsado por su predecesor, Barack Obama, conocido como DACA, por lo que a partir de esa fecha cientos de miles de jóvenes que solo reconocen EEUU como país pueden ser objeto de deportación.

Los demócratas trataron de forzar un acuerdo migratorio junto a la propuesta presupuestaria, pero la negativa republicana de unir ambas cuestiones terminó por provocar un cierre parcial administrativo al expirar los fondos aprobados para el Gobierno hace dos semanas.

Pese al acuerdo alcanzado en el Senado, la oposición demócrata liderada por Pelosi podría causar un nuevo escollo en las negociaciones presupuestarias si Ryan no da su brazo a torcer.

Los Dreamers podrían ser deportados a partir de marzo, cuando comience a regir la decisión del actual Gobierno, a menos que se llegue a un acuerdo que les permita permanecer legalmente y emprender un camino hacia la ciudadanía.

FUENTE: Con información de dpa y EFE
 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cómo califica la respuesta de la comunidad internacional ante las elecciones ilegítimas en Venezuela?

Positiva y contundente
Insuficiente
Aún es temprano para calificarla
ver resultados

Las Más Leídas