Embed

PEKÍN.- Arabella, la nieta del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ya ha conquistado los corazones de los chinos pero hoy impresionó hasta al propio presidente Xi Jinping por sus dotes para recitar y cantar en chino, informan medios locales.

Trump, de gira por Asia, llegó hoy a Pekín, donde le mostró al mandatario y a su esposa, la cantante Peng Liyuan, videos de su nieta de seis años cantando en la lengua del país anfitrión.

Ambos líderes y sus respectivas esposas tomaban un té en la Ciudad Prohibida cuando Trump sacó una tablet para mostrarle las habilidades de la pequeña cantando y recitando, según señalaron medios oficiales chinos.

Xi elogió a Arabella y dijo que merecía una "A+" (un 10), según la información, y agregó que la niña ya es una estrella en China, donde se han convertido en virales los videos de la hija de Ivanka Trump y Jared Kushner, que trabajan en estrecha colaboración con el presidente.

En la cuenta de Ivanka Trump de Instagram hay videos en el que se observa a la niña cantando en mandarin.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario