La incertidumbre sobre el impacto de Irma en el sur de Florida provocó desde este jueves una carrera contra reloj de residentes y turistas quienes han protagonizado un éxodo sin precedentes, que empezó desde los Cayos de Florida, en el extremo sur del país, hacia cualquier punto del norte que pudiera convertirse en refugio seguro.

Miles de automovilistas se enfrentaron esta semana a autopistas atascadas y largas filas para proveerse de gasolina, tras las carreras para salvarguardar de la mejor forma posible sus pertenencias y escapar de la furia de la "catastrófica" Irma, que se prevé llegará este domingo al sur de Florida, ahora con una trayectoria más próxima al extremo oeste de la península.

La cadena CNN ha calculado en 660.000 personas este éxodo, que se presume irá en aumento ante la insistencia del gobernador de Florida, Rick Scott, de continuar las evacuaciones.

Sin embargo, al final de la tarde de este viernes, los caminos al norte aparecen más espejados, tal como pudo comprobar una de las reporteras de DIARIO LAS AMÉRICAS.

i-95-miami-orlando-elkisbejarano.jpg
Las rutas norte por el Turnpike y la I-95 lucían despejadas en la tarde del viernes, rumbo a la ciudad de Orlando.
Las rutas norte por el Turnpike y la I-95 lucían despejadas en la tarde del viernes, rumbo a la ciudad de Orlando.

Según Elkis Bejarano, el camino por las autopistas Turnpike y la Interestatal 95 rumbo a Orlando, en el centro de Florida, lucían despejados este viernes, rodeados de medidas de seguridad y protección que aseguraron en su momento el tránsito ordenado de quienes escogieron el norte como ruta de escape.

También pudo constatar que estaba asegurado el suministro de gasolina en toda la ruta y sin largas filas que entorpecieran el abastecimiento de los autos que se dirigían al centro y el norte del estado.

En sentido contrario avanzaban hileras de camiones de empresas eléctricas dispuestos a colaborar una vez que termine el azote del fenómeno meteorológico para reponer cuanto antes los daños que genere Irma.

La turista colombiana Carolina Cardona, sin embargo, emprendió el éxodo la mañana del jueves "alarmada por las noticias, pues no es algo que pase en Colombia", según expresó a Efe.

Cardona dijo que ella, su madre y su hermano tuvieron que interrumpir sus vacaciones en Miami y partir hacia Orlando, en el centro del estado, en donde analizan ahora hacia dónde seguir, con la mente puesta en Tampa (Florida), Savannah (Georgia) o incluso Washington debido a la "incertidumbre de hacia dónde va a pegar".

camiones-empresa-electrica-rumbo-sur-huracán-irma-elkisbejarano.jpg
Camiones de compañías eléctricas viajan rumbo a Miami para enfrentar los posibles efectos del paso del huracán Irma.
Camiones de compañías eléctricas viajan rumbo a Miami para enfrentar los posibles efectos del paso del huracán Irma.

"La tormenta es poderosa y mortal. No ignore las órdenes de evacuación", ha repetido este viernes el gobernador Scott en una conferencia de prensa, donde dijo además que los 20 millones de residentes del estado "deben estar preparados para evacuar" en caso de que la llegada del huracán Irma así lo requiriese

El sistema ciclónico, que los meteorólogos han llegado a describir como tres veces más grande que la Florida, ha logrado persuadir a muchos de los residentes a evacuar ya sea por aire o por tierra.

A medida que se acerquen los primeros vientos huracanados, las autoridades del estado recomiendan no transitar por las calles y evitar el impacto de los vientos y las lluvias que acompañan a un fenómeno atmosférico que ha causado grandes estragos y una veintena de muertes en su recorrido por el Caribe.

"Esta es una tormenta catastrófica que nunca se ha visto en el estado", ha repetido Scott, quien de nuevo este viernes habló telefónicamente con el presidente Donald Trump sobre la ayuda federal que tendrá el estado tras el impacto de Irma.

Trump aprobó este lunes la solicitud de Florida para una declaración de emergencia antes de la llegada de Irma.

"Esto liberará la muy necesaria financiación y asistencia federal mientras nos preparamos para Irma", dijo Scott el lunes tras anunciar la ayuda y después de declarar una emergencia estatal en los 67 condados de Florida.

"Irma es más amplia que nuestro estado entero y podría causar impactos importantes y potencialmente mortales en ambas costas, costa a costa", dijo Scott.

"Independientemente de la costa en la que viva, esté preparado para evacuar", insistió. Ahora los caminos que conducen al norte están más despejados.

FUENTE: Con información de Elkis Bejarano y EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario