Diversas gestiones internacionales estarían produciéndose para reiniciar las negociaciones entre Juan Guaidó y Nicolás Maduro.

Te puede interesar

El diputado vicepresidente de la Asamblea Nacional, Stalin González, y el también negociador Fernando Martínez Mottola habrían viajado a Washington alrededor del 15OCT19. En la capital estadounidense durante esos días también habría estado una delegación noruega encabezada por Dag Nylander, quien ejerce como director de la sección “Paz y Reconciliación” en el Ministerio de Exteriores de Noruega. Nylander ha sido el responsable de motorizar las negociaciones entre Guaidó y Maduro promovidas por Noruega y que fueron suspendidas el 07AGO19 tras varios encuentros celebrados en Oslo y Barbados. La delegación noruega llegó a Washington con el propósito de sostener encuentros de bajo perfil con los enviados de Guaidó y con el Departamento de Estado de EEUU. Según fuentes no oficiales consultadas en Washington, Noruega procura que EEUU apoye una nueva ronda de negociaciones entre Guaidó y Maduro. Fuentes consultadas en Caracas, conocedoras de los procesos de negociación, aseguraron que el tema de esa hipotética nueva ronda sería definir los términos para celebrar elecciones generales (presidenciales adelantadas y parlamentarias) durante el año 2020.

*****

Desde que las negociaciones celebradas en Barbados fueron suspendidas, la cancillería noruega ha enviado emisarios a Caracas para reuniones tanto con representantes de Maduro como de Guaidó. Ninguna de las tres partes se ha manifestado sobre una posible reanudación de las negociaciones.

El Departamento de Estado de EEUU, consultado por este Informe, no se pronunció sobre posibles encuentros con venezolanos o noruegos sobre la reanudación de las negociaciones. Gustavo Marcano, quien forma parte del equipo diplomático de Guaidó en EEUU con cargo de “ministro consejero”, fue visto junto a Stalin González el día 15OCT19, lo que hace suponer que la presencia del negociador en Washington era una actividad oficial del gobierno interino de Venezuela.

*****

En la que pudiera ser su última visita a Latinoamérica en condición de Ministro de Exteriores de España, Josep Borrell viajó a Cuba y Colombia en un periplo que arrancó el 15OCT19. Borrell debería asumir el 01NOV19 el cargo de Alto Representante de Política Exterior de la Unión Europea por lo que su visita a La Habana se produce a dos aguas entre su actual cargo y su inminente nueva posición. Aparte de su reunión de trabajo con el canciller cubano Bruno Rodríguez, Borrell fue recibido por Miguel Díaz-Canel y su encuentro fue reseñado con gran despliegue en la primera plana de los periódicos Granma y Juventud Rebelde. Borrell prometió continuar desde el alto cargo en la UE su línea de rechazo “a la aplicación extraterritorial de las leyes de EEUU”, es decir a las sanciones que el gobierno Trump ha implementado contra el régimen cubano incluyendo la aplicación de la Ley Helms-Burton como parte del paquete de presión sobre el eje castrochavista. Borrel, en su condición de jefe de la diplomacia española, se ha mostrado contrario a la aplicación de sanciones económicas contra el régimen venezolano afirmando que prefiere las de tipo individual. Borrell igualmente confirmó un inminente y polémico viaje del rey Felipe VI a La Habana, el cual había sido ofrecido por Pedro Sánchez en su visita del 2018 a Cuba. La reanudación de las negociaciones entre Juan Guaidó y Nicolás Maduro amparadas por Noruega habría sido un tema incluido por Borrell en sus conversaciones con el régimen cubano, según fuentes de la oposición venezolana.

*****

Tanto el Departamento de Estado de EEUU como el aparato diplomático de Guaidó ha estado enviando numerosos mensajes públicos o reservados a la Unión Europea promoviendo una ampliación de las sanciones europeas contra el régimen de Maduro. En una carta fechada el 11OCT19 cuyo texto no ha sido hecho público, Julio Borges, el “Comisionado para las Relaciones Exteriores” de Guaidó, se dirigió a los veintiocho ministros de exteriores de la UE informándoles sobre las razones para la paralización de las negociaciones Guaidó-Maduro y pidiéndoles aumentar la presión sobre el régimen chavista. La llegada de Borrell pudiera significar una reducción de esa presión a juicio de varios operadores internacionales de la oposición venezolana.

Aunque desde Managua, Borrell ha recibido fuertes ataques por parte de Daniel Ortega quien lo acusa de actuar en alianza con EEUU. Ortega ha desatado insultos contra el español a raíz de la aprobación el 14OCT19 por el Consejo de Relaciones Exteriores de la UE de las normas para sancionar a altos jerarcas del régimen sandinista. El marco legal “establece la posibilidad de imponer sanciones específicas e individuales a personas y entidades responsables de violaciones o abusos de los derechos humanos o de la represión de la sociedad civil y la oposición democrática en Nicaragua, así como a personas y entidades cuyas acciones, políticas o actividades menoscaben de otro modo la democracia y el estado de Derecho en Nicaragua”. El 16OCT19 durante un acto de recepción de nuevos embajadores ante su gobierno, Ortega afirmó que “es una vergüenza para Comunidad Europea tener al frente de la política exterior a un personaje como Borrell, ¿Con qué seriedad se podrá hablar con Borrell?, no tiene el mínimo tacto de alguien que parece más bien enloquecido en la forma que habla, en la forma en que despotrica”.

Por cierto, Borrell incluyó en su periplo una visita el 19OCT19 a la ciudad de Cúcuta en la frontera de Colombia con Venezuela, para conocer de primera mano el impacto de la crisis migratoria venezolana en esa zona.

*****

En paralelo al Foro de Sao Paulo, la izquierda latinoamericana está procurando estructurar un nuevo ente referencial denominado Grupo de Puebla. Creado el 14JUL19 en Puebla, México, tiene entre sus fundadores a un grupo de políticos “socialistas” de Latinoamérica y España entre los cuales aparece el mexicano Cuauhtémoc Cárdenas, los argentinos Alberto Fernández (candidato presidencial actual), Jorge Taiana y Felipe Solá, los chilenos Marco Enríquez-Ominami, Alejandro Navarro y José Miguel Insulza, los brasileños Lula da Silva, Dilma Rousseff, Fernando Haddad y Aloizio Mercadante, los colombianos Ernesto Samper y Clara López, el paraguayo Fernando Lugo, Rafael Correa y Gabriela Rivadeneira por Ecuador, el dominicano Leonel Fernández y el español José Luis Rodríguez Zapatero, entre otros. El PT brasileño, el kirchnerismo argentino, el correismo ecuatoriano, los socialistas chilenos conforman el epicentro de la operación.

*****

Según su primera declaración, el Grupo de Puebla se propone “construir un nuevo proyecto común aprendiendo de nuestros errores y recuperando nuestra vocación de mayorías y de gobierno”. Algunos de sus voceros ya adelantan un giro en la política continental hacia la izquierda basado en las próximas elecciones argentinas del 27OCT19 para las cuales el candidato kirchnerista cuenta con ventaja en las encuestas.

El Grupo de Puebla se mostró particularmente activo, mediante la difusión de comunicados de ataque al gobierno de Lenin Moreno, durante las violentas escenas vividas en Ecuador en las dos primeras semanas del mes de octubre. Gabriela Rivadaneira, una de las fundadoras del grupo, ingresó a la Embajada de México en Quito el 12OCT19 para solicitar asilo político. El gobierno de Ecuador señaló a los seguidores de Rafael Correa congregados en el “Movimiento Revolución Ciudadana” de haber estimulado la violencia callejera en Ecuador.

El Grupo de Puebla buscaría compensar, en cuanto a presencia en los medios, la acción del grupo de expresidente democráticos que conforman la “Iniciativa Democrática de España y las Américas” y que congrega nombres como Fernando Henrique Cardoso, Oscar Arias, José María Aznar, Felipe González, Laura Chinchilla, Sebastián Piñera, Andrés Pastrana, Álvaro Uribe Vélez, Jorge Quiroga, Eduardo Frei entre otros, el cual es coordinado por el venezolano Asdrúbal Aguiar.

*****

El 16JUL15, el entonces presidente de Ecuador Rafael Correa, anunció que su Ministro de Exteriores Ricardo Patiño, abandonaría por un plazo de dos meses su cargo oficial. Durante esos meses Patiño tendría la tarea de organizar el aparato de acción callejera para el partido Alianza País controlado entonces por Correa. El propósito de Correa era crear mecanismos para movilizar grupos organizados hacia las calles de Quito para proteger el palacio presidencial y enfrentar violentamente a potenciales grupos opositores. Desde los “centros de la Revolución Ciudadana” Correa aspiraba a movilizar a más de diez mil militantes en un lapso de dos horas.

El 01OCT19, Lenin Moreno anunció el fin del subsidio estatal a los combustibles como parte de un programa de ajuste económico. La medida generó dos vertientes de movilizaciones en contra. Movimientos indígenas centrados en la Confederación de Nacionalidades Indígenas desplegaron su usual esquema de acción de protesta con una marcha hacia Quito. En la capital ecuatoriana y en otras poblaciones se registró el accionar de grupos claramente organizados, desvinculados del movimiento indígena, que mostraban tácticas de combate urbano en sus enfrentamientos con cuerpos policiales y militares desplegados por el Gobierno. Según la versión oficial ecuatoriana, los grupos violentos estaban directamente vinculados con el correismo.

Ricardo Patiño, el organizador del aparato de acción callejera del correismo, se encuentra fuera de Ecuador desde el mes de abril de 2019 y actualmente es beneficiario de la condición de asilado político en México. Un tribunal ecuatoriano le sigue proceso por “ instigación a la violencia contra el Estado”.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Considera que Evo Morales aceptará los resultados de la auditoría electoral de la OEA si le son desfavorables?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas