Embed

Miles de personas se entusiasmaron hasta los gritos desde el norte chileno mientras la luna cubría el sol por completo. El eclipse solar total empezó el martes por la tarde en el Pacífico, llegó a Chile y atravesó a Argentina en una ruta de unos 11.000 kilómetros.

Te puede interesar

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario