sábado 14  de  enero 2023
CRISIS

Apagones sentenciaron la minería de criptomonedas en Cuba

La minería de criptomonedas requiere conexión constante a internet. Además, el consumo eléctrico de las tarjetas gráficas es elevado

LA HABANA.- En Cuba, muchos jóvenes emprendedores habían encontrado en la minería de criptomonedas una alternativa para obtener divisas. Los criptoactivos ofrecen en la Isla diferentes ventajas como el acceso a compras online en el exterior, recargas para teléfonos móviles, envío de remesas y pagos de servicios en internet.

La minería es el acto de verificar transacciones de criptomonedas dentro de una cadena de bloques (blockchain en inglés). Los mineros usan potentes equipos informáticos para competir entre ellos y encontrar la solución de complejos problemas matemáticos antes que los demás. El primero que logre encontrar dicha solución habrá resuelto el problema, por lo que las transacciones serán verificadas y añadidas a la cadena de bloques. Como recompensa, se recibirá una cantidad predeterminada de la criptomoneda que estén minando.

Tras la crisis energética y la vuelta de los apagones, en Cuba “cada día se hace más difícil o casi imposible minar, ya que descifrar un bloque puede tardar días con los equipos encendidos sin interrumpir el proceso”, comentó Raydel González, un joven informático que había armado un Rig de Minería (sistema basado principalmente en potentes tarjetas gráficas), según detalla CubaNet.

“Este es el país de la inestabilidad; yo diría que es el país que más riesgos tiene en el mundo para invertir en cualquier negocio. Yo, como muchos más, había invertido mucho dinero en equipos para la minería de criptomonedas que no son nada baratos. Con la llegada de los apagones, la minería de criptomonedas en Cuba es imposible de sostener”, detalló González.

“Completar un bloque en cualquier granja de minado (un espacio en el que se generan Criptomonedas a gran escala, usando equipos especializados) puede tardar días y los equipos deben estar funcionando las 24 horas, por lo que un apagón afecta el proceso y no podemos recibir los beneficios”, añadió el joven.

La minería requiere conexión constante a internet. Además, el consumo eléctrico de las tarjetas gráficas es elevado. Los cortes de electricidad en muchos lugares provocan que las plantas de ETCSA dejen de funcionar (también por escasez de combustible) y se afectan los servicios de internet de manera intermitente. La minería requiere conexión constante a internet. Además, el consumo eléctrico de las tarjetas gráficas es elevado. Los cortes de electricidad en muchos lugares provocan que las plantas de ETCSA dejen de funcionar (también por escasez de combustible) y se afectan los servicios de internet de manera intermitente.

Algunos mineros trataron de buscar alternativas como plantas eléctricas o equipos convertidores de voltaje que trabajan con baterías, pero hasta ahora “las variantes no son rentables o simplemente no son sostenibles”.

“Los primeros meses no me rendí y seguí invirtiendo. Pensé que la solución era comprar una planta eléctrica y después de eso llegó la gran crisis del combustible. Muchas veces pasaba el día entero para poder comprar un poco de gasolina y al final, con su precio y la cantidad de horas que se incrementaron los apagones, ya no era rentable hacer eso tampoco”, comentó Eduardo Gómez, un joven minero que reside en Mayabeque y afirma haber invertido más de 5000 dólares a los que hoy no puede sacarles ningún provecho.

Desesperados, algunos mineros han tratado de vender su parque tecnológico por debajo del valor original, mientras otros arriesgan su puesto de trabajo, o incluso se exponen a alguna otra sanción de mayor envergadura por esconder sus equipos de minado en centros laborales estatales que cuentan con plantas eléctricas.

“Hoy se pueden encontrar Rigs de Minería en Cuba a precios realmente inferiores a su valor, debido a que casi nadie los puede utilizar. Muchos cubanos como yo han perdido su dinero y tratan de recuperar algo vendiendo los equipos por debajo de su precio. Otros trasladaron sus Rigs de minado a sus centros de trabajo, donde hay planta eléctrica, y los tienen ahí escondidos; pero se están jugando que les decomisen todo si los cogen, o quién sabe qué puedan hacer con ellos”, añadió Gómez.

En agosto de 2021 el Banco Central de Cuba (BCC) reguló el otorgamiento de licencias a proveedores de servicios de activos virtuales para operaciones relacionadas con la actividad financiera, cambiaria y de cobranzas o pagos en criptomonedas. Sin embargo, la minería aún continúa en un limbo legal.

FUENTE: Con información de Cubanet

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar