martes 14  de  mayo 2024
DICTADURA

EEUU pide a Nicaragua liberar al obispo Rolando Álvarez

"Con los 222 presos políticos que fueron liberados aún quedan muchos más presos políticos que permanecen en prisión", lamentó EEUU

WASHINGTON.- El Gobierno de Estados Unidos, EEUU, pidió la "liberación inmediata" del obispo nicaragüense Rolando Álvarez, después de que haya sido condenado a 26 años de prisión por la supuesta comisión de delitos de conspiración, propagación de noticias falsas, obstrucción de funciones y desacato a la autoridad.

"Condenamos esta acción e instamos a la liberación inmediata del obispo Álvarez", señaló el portavoz del Departamento de Estado estadounidense, Ned Price, antes de reiterar el llamado de la Administración Biden a "la liberación de las personas encarceladas en Nicaragua por ejercer sus libertades fundamentales".

Price indicó que las autoridades estadounidenses continúan clamando al régimen de Ortega "que libere a quienes están retenidos por no hacer otra cosa que ejercer el derecho que es tan universal para ellos como para las personas de todo el mundo".

La dictadura de Nicaragua condenó este viernes a 26 años de cárcel al obispo Álvarez, perdiendo su nacionalidad tras haber sido declarado "traidor de la patria", todo ello un día después de que 222 personas fueran deportadas de Nicaragua en un avión rumbo a Estados Unidos, dentro de una medida inédita, ya que habían sido acusadas de incitar supuestamente a la violencia y el terrorismo, así como de perpetrar acciones de "desestabilización económica".

nicaragua-obispo-afp.jpg
Oficiales de policía y policías antidisturbios del régimen de Nicaragua patrullan afuera de la Curia Arzobispal de Matagalpa impidiendo que Monseñor Rolando Álvarez se vaya, en Matagalpa, Nicaragua, el 4 de agosto de 2022.

Oficiales de policía y policías antidisturbios del régimen de Nicaragua patrullan afuera de la Curia Arzobispal de Matagalpa impidiendo que Monseñor Rolando Álvarez se vaya, en Matagalpa, Nicaragua, el 4 de agosto de 2022.

"Cuando hablamos a finales de la semana pasada sobre la llegada de 222 ex presos políticos de Nicaragua a Estados Unidos, dejamos muy claro que era un paso bienvenido, que era un paso constructivo, pero que de ninguna manera era una panacea para las muchas preocupaciones que tenemos con el régimen nicaragüense, incluida la represión y la opresión que sigue ejerciendo contra su propio pueblo", ha explicado el portavoz del Departamento de Estado.

"Con los 222 presos políticos que fueron liberados la semana pasada y a los que se permitió viajar a Estados Unidos, aún quedan muchos más presos políticos que permanecen en prisión", lamentó Price.

Álvarez es miembro de la Conferencia Episcopal de Nicaragua (CEN) y en el país es reconocido por su labor en defensa de los Derechos Humanos frente a la opresión sadinista. De hecho, en 2022 se convirtió en el primer obispo de la Iglesia católica en ser arrestado desde que Ortega se hizo con el poder en 2007.

El dictador nicaragüense, Daniel Ortega, tildó anteriormente a la Iglesia de "dictadura perfecta" y de "usar" a sus obispos para "dar un golpe de Estado" en el país centroamericano, asegurando que algunos sacerdotes hacían llamamientos al derramamiento de sangre durante la ola de protestas de 2018, que se saldó con la muerte de más de 300 personas.

FUENTE: Con información de Europa Press

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar