sábado 18  de  mayo 2024
DICTADURA

General venezolano alerta: el régimen evalúa escenarios para frustrar comicios

El general venezolano retirado (en exilio) Antonio Rivero asevera que Maduro podría cancelar los comicios bajo argumentos de seguridad y defensa, no descarta posible maniobra

Por María Victoria Álvarez

MIAMI/ESPECIAL.- Nicolás Maduro concurre a las elecciones presidenciales de Venezuela, convocadas para el 28 de julio, con intención de perpetuarse en el poder.

Sin embargo, el régimen maniobra para mostrar al mundo la realización de unos comicios que ha ido moldeando a la medida de sus propósitos, al tiempo que observan el creciente apoyo popular al candidato de la Plataforma Unitaria, Edmundo González Urrutia. El abanderado de la oposición democrática fue escogido tras la inhabilitación de la dirigente María Corina Machado, ganadora de las primarias de 2023 y el impedimento para la inscripción como candidata de la doctora Corina Yoris, que antes había sido seleccionada por consenso de la plataforma unitaria.

En el contexto actual, hay posibilidades de que las elecciones se suspendan, asegura el General Antonio Rivero, militar del Ejército venezolano, en retiro y exiliado político.

A su juicio, razones de seguridad y defensa, especialmente, la controversia territorial entre Venezuela y Guyana por el territorio Esequibo serían el argumento que podría utilizar el chavismo para cancelar los comicios.

“He señalado, desde hace meses, que el conflicto entre Venezuela y Guyana marca un escenario de factibilidad para suspender las elecciones. Cualquier accionar militar, escaramuza fronteriza, está en el ambiente de poder ser generada desde Venezuela, más allá de que se encuentre definitivamente con la confrontación hacia el Reino Unido que apoyaría a Guyana, Estados Unidos o cualquier otro país”, indicó Rivero en entrevista concedida a DIARIO LAS AMÉRICAS.

Añade que cualquier intervención generaría una situación de conflicto internacional “que conllevarían al propósito principal del régimen de suspender las elecciones”.

El pasado 8 de abril, Venezuela presentó ante la Corte Internacional de Justicia de Naciones Unidas, en La Haya, sus alegatis en defensa de la titularidad del territorio del Esequibo que ha disputado por décadas con Guyana. Previamente, el régimen de Maduro incluyó las 160.000 hectáreas de selva a los mapas oficiales del país y se promulgó la Ley Orgánica para la Defensa de la Guayana Esequiba.

Tengo información de militares activos de mucho nivel o de alto nivel de que es factible: esto se está moviendo para suspender las elecciones”, insistió el general Antonio Rivero.

Maduro busca atornillarse

El militar retirado asevera también que una eventual cancelación de las presidenciales en Venezuela buscaría favorecer a Maduro.

En su opinión, la suspensión de elecciones en Venezuela, bajo el argumento de la controversia con Guyana, redundaría en una prolongación del poder y en la toma de decisiones que puedan socavar los elementos políticos de la oposición y generar una opinión nacional muy dividida en cuanto a la situación del Esequibo. Están actuando a favor de lo que todo el mundo dice que el Esequibo es nuestro y que es necesario reclamarlo; intentan buscar una negociación internacional o una situación de diálogo. Las elecciones pudieran estar suspendidas y supeditadas a la conclusión de todo este proceso por la Guyana Esequiba.

Asimismo, considera que, dentro de la Fuerza Armada venezolana, más allá de la posición de los altos mandos militares, “internamente hay un sentimiento desde el punto de vista del deber”.

“Modestamente he venido haciendo este análisis de lo que significó para el régimen permitir las primarias de la oposición y el hecho de que querían una cifra de participación para el referendo consultivo sobre el Esequibo, en diciembre de 2023. Todo esto es una preparación para contraponer lo que sobre el régimen pesa en un año electoral teniendo en consideración que la oposición se abocó al proceso comicial de 2024”, puntualiza.

Acerca del hecho de que el régimen haya permitido el avance el proceso electoral, aunque ello no garantice que se concreten los comicios del 28 de julio, Rivero explica: “el régimen tiene que dejar avanzar el proceso y puede dejar incluso la participación del candidato Edmundo González Urrutia. Pero, no sé hasta qué punto de vista podrá ser. Al propio candidato, en cualquier momento, le pueden levantar un expediente por algunos de sus manejos con la Plataforma Unitaria. El régimen evalúa escenarios.

Sostiene asimismo que, ante el avance de la oposición en la ruta electoral, el escenario que adquiere más fuerza es el militar.

La lealtad militar

Sobre la posición de la Fuerza Armada en torno al régimen de Nicolás Maduro, el general Rivero asevera que la lealtad se ubica entre 20 y 30%. “Esta lealtad se puede dividir en tres cosas: Unos muy comprometidos, otros muy genuflexos y otros que están bajo un sentido equivocado de subordinación”, destaca.

Señala que en la organización castrense hay una pirámide invertida: La base está en la parte superior. A mayor grado, mayor compromiso y mayor sujeción.

Añade que la tropa profesional y la tropa alistada “son las que sufren la mayor inclemencia de las condiciones reales de la situación nacional, por alimentos, por servicios”.

Por otra parte, el general retirado se refiere a las denuncias sobre conspiraciones que ha hecho el régimen en lo que va de 2024 y las detenciones contra civiles y militares presuntamente incursos en planes contra Nicolás Maduro.

“Si el concepto filosófico de la conspiración es un delito, en Venezuela no hay conspiración. Lo que hay es la búsqueda de liberar a Venezuela de una mafia, de un grupo, de un sector que se apoderó del poder y que ha hecho desde el poder, trizas a la nación. Y, desde ese punto de vista, ante cualquier acción, como decía el Libertador cuando la tiranía se impone, la rebelión se hace ley”, puntualiza.

En tal sentido, el militar sostiene que hay quienes se rebelan “contra unos delincuentes, unos criminales, contra un autoritarismo pleno porque no hay Estado de derecho”.

Para Rivero, un territorio “violentado, ocupado por fuerzas antagónicas extranjeras y terroristas, no puede ser un Estado soberano”.

ESPECIAL PARA DIARIO LAS AMÉRICAS/María Victoria Álvarez

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar