La primera reunión oficial con un mandatario extranjero del nuevo gobierno de Argentina fue con el cubano Miguel Díaz-Canel quien permaneció en Buenos Aires cuatro días de intensa actividad proselitista. Alberto Fernández intenta llevar adelante una política exterior que combine su tendencia izquierdista muy cercana con el castrochavismo continental en paralelo a buenas relaciones con EEUU y Brasil. Per a su vez, restituir gobiernos de izquierda en el Continente comenzando pronto por Bolivia, es el propósito del Grupo de Puebla del que Fernández es uno de sus fundadores y promotores. La llegada el 12DIC19 de Evo Morales para residenciarse en Buenos Aires y desde allí dirigir las acciones políticas de los suyos en Bolivia, despeja dudas sobre las líneas que dominarían la acción exterior del cuarto gobierno kirchnerista.

*****

Te puede interesar

Sólo cuatro mandatarios extranjeros asistieron a los actos de inicio del nuevo gobierno argentino: el paraguayo Mario Abdo Benítez, el uruguayo Tabaré Vázquez (acompañado del presidente electo Lacalle Pou), el cubano Miguel Díaz-Canel y la primer ministro serbia Ana Brnabić. Entre los invitados oficiales se encontraron los expresidentes Rafael Correa, Pepe Mujica, Fernando Lugo y un enviado de Lula da Silva.

*****

Incluso antes de tomar posesión del cargo, Fernández puso fin a la política impulsada por Mauricio Macri contra el régimen de Nicolás Maduro. El gobierno Macri fue uno de los pocos que en Latinoamérica efectivamente impuso sanciones migratorias y financieras a los altos jerarcas del régimen chavista. A mediados del año 2019 la lista de funcionarios venezolanos con prohibición de ingreso a Argentina sumaban 426 además de serias restricciones dentro del sistema financiero argentino para la realización de transacciones por parte del gobierno Maduro. Las acciones de Macri se correspondían con las decisiones del Grupo de Lima para desconocer el régimen chavista y dar fuerza al “gobierno Guaidó”.

En una obvia maniobra propagandística, Fernández y Nicolás Maduro decidieron que Jorge Rodríguez viajaría a Buenos Aires para los actos de ascensión. Rodríguez, quien es uno de los altos jerarcas del régimen chavista, estaba incluido en el listado de personas con prohibición de ingreso a Argentina no sólo por decretos emitidos por Macri sino incluso por la decisión de los gobiernos miembros del Tiar del 03DIC19. Según diversas fuentes, Rodríguez viajó desde Venezuela a bordo de un avión de matrícula turca para evadir una eventual prohibición de sobrevuelo por parte de Brasil.

*****

Las relaciones entre la Casa Blanca y Alberto Fernández parecían moverse hacia una zona de confort desde el triunfo del argentino el 27OCT19. Fernández recibió el 01NOV19 una llamada telefónica desde la Casa Blanca en la cual Donald Trump le manifestó su interés por conocerlo y le ofreció el apoyo de EEUU para las negociaciones por la deuda con el Fondo Monetario Internacional. A la Casa Blanca habían llegado informes sobre la disposición de Fernández de mantener relaciones no confrontacionales con EEUU en contraste con su socia y ahora vicepresidenta electa Cristina Kirchner. “Espero poder conocerlo inmediatamente. Su victoria ha sido comentada en todo el mundo” le habría dicho Trump a Fernández quien comenzó a soñar con una pronta visita a la Oficina Oval. La conversación había sido tramitada por el exembajador en Washington Jorge Argüello y recomendada por el embajador de EEUU. Pocas horas después Fernández viajó a Ciudad de México para reuniones con Manuel López Obrador y empresarios mexicanos. En México se produjo un encuentro entre Fernández y el poderoso responsable del Hemisferio Occidental en el Consejo de Seguridad Nacional de la Casa Blanca Mauricio Claver-Carone. En un almuerzo de trabajo en la Embajada de EEUU en Ciudad de México el 06NOV19, se habría confirmado el interés de ambas partes por mantener relaciones pragmáticas. Curiosamente, Claver-Carone salió de aquella reunión, al parecer, persuadido de que el nuevo gobierno argentino de obvio matiz izquierdista, podría permanecer como un aliado regional de Washington. Según La Nación de Buenos Aires, el empresario argentino y asesor especial de Luis Almagro en la OEA, Gustavo Cinosi, movió sus hilos en Washington para facilitar el encuentro. El propio Fernández hizo circular una foto suya con el enviado de Washington como señal de las relaciones que comenzaba a crear con EEUU.

Con ese ambiente favorable, Fernández envió a Washington a quien designaría como su Ministro de Economía, Martín Guzmán, quien entró en contacto con funcionarios del Departamento del Tesoro de EEUU que abrieron puertas en el Fondo Monetario Internacional. “Hicimos una agenda de trabajo en México (…) le recomendé al presidente [Trump] que hablara y que creara una relación, que creo que son muy positivas” confesó Claver-Carone el 10DIC19 a la periodista Natasha Niebieskikwiat del diario Clarín. Negociar con el FMI un nuevo cronograma de pagos de la deuda que incluya una moratoria de dos años es uno de los objetivos que se propone el gobierno kirchnerista y la Casa Blanca se mostraba dispuesta a darle respaldo.

*****

Para la toma de posesión de Fernández, la Casa Blanca designó una delegación presidida por el Secretario de Salud Alex M. Azar e integrada por el Embajador en Buenos Aires Edward C. Prado, la asistente presidencial Emma K Doyle, el asesor presidencial y Director Principal de Asuntos del Hemisferio Occidental en el Consejo de Seguridad Nacional Mauricio Claver-Carone y, el Secretario Adjunto Interino de la Oficina de Asuntos del Hemisferio Occidental del Departamento de Estado embajador Michael G. Kozak. Salvo por la presencia de Claver-Carone, la delegación enviada por Trump era de muy bajo rango político. La jugada de apostar por Fernández era una iniciativa del sector militante contra el eje castrochavista desde la Casa Blanca y no del Departamento de Estado, así que el jefe político real de aquella delegación era Claver-Corone. En la agenda oficial se acordó que además de asistir a los actos públicos, la delegación de EEUU sería recibida el 11DIC19 en la Casa Rosada para un almuerzo de trabajo con Fernández y su flamante ministro de Exteriores Felipe Solá.

*****

A mediodía del 10DIC19 cuando se conoció de la presencia de Jorge Rodríguez en Buenos Aires, Claver-Corone dejó saber a la prensa su decisión de no asistir a la juramentación de Fernández en la sede del Congreso y de partir inmediatamente a EEUU. Actuando como si se tratara del jefe de la delegación, Claver-Corone dijo al diario Clarín que “desafortunadamente, debido a unas invitaciones y a algunas sorpresas que recibimos al llegar, decidí no ir y me voy temprano. No voy a tener las reuniones de trabajo que tenía programadas para mañana". El jefe de la delegación Alex Azar asistió a la sesión del Congreso donde a pocos pasos se encontraban el enviado de Maduro. Azar luego se dirigió a la Casa Rosada para el besamanos protocolar a Fernández donde fue colocado por el ceremonial del nuevo gobierno en la posición número veintidós de la fila de espera, atrás incluso del exministro de exteriores de Brasil Celso Amorim quien asistía como representante del enjuiciado expresidente Lula da Silva. En tanto, los encargados de organizar el acto colocaron al enviado de Maduro, el ministro y “vicepresidente sectorial” Jorge Rodríguez, en la privilegiada posición siete de la lista del saludo protocolar y fotografía alegando que se trataba del “vicepresidente” de Venezuela aunque en realidad no lo es.

En horas de la noche del 10DIC19 Azar y Claver-Corone despegaron rumbo a Washington dejando en Buenos Aires al embajador Kozak en caso de que Fernández mantuviera la reunión del día siguiente. Siendo Kozak un funcionario de cuarto escalón en el Departamento de Estado y dada su condición de interino, la acción de Claver-Corone dejaba saber la molestia con la cual los enviados de Trump se retiraban. Las endebles simpatías entre la Casa Blanca cultivadas por el entrante mandatario de Argentina y su equipo recibieron un fuerte golpe. Pese a la ausencia de casi toda la delegación estadounidense, Fernández celebró el almuerzo previsto al cual sólo asistió el embajador Kozak, el embajador de EEUU en Argentina y varios funcionarios de su embajada. La estrategia de Fernández, de ejecutar una diplomacia “progresista” engranada con castrochavismo continental en paralelo con buenas relaciones con EEUU, sufrió un primer revés que en Buenos Aires algunos adjudican al ala kirchnerista del gobierno que arranca.

*****

En su discurso de veintitrés páginas leído en el acto de toma de posesión, Alberto Fernández sólo se refirió a un país extranjero: Brasil. “Vamos a robustecer el MERCOSUR y la integración regional, en continuidad con el proceso iniciado en 1983 y potenciado desde 2003. Con la República Federativa del Brasil, particularmente, tenemos para construir una agenda ambiciosa, innovadora y creativa, en lo tecnológico, productivo y estratégico, que esté respaldada por la hermandad histórica de nuestros Pueblos y que va más allá de cualquier diferencia personal de quienes gobiernan la coyuntura. La vamos a honrar, vamos a avanzar juntos en la construcción de un futuro de progreso compartido”.

Jair Bolsonaro públicamente apoyó la reelección de Mauricio Macri y no dudó en atacar la candidatura de Fernández. El 16JUL19 poco antes de viajar a Argentina para una cumbre del Mercosur, Bolsonaro afirmó para el diario Clarín que “si vuelve la gente de Cristina Kirchner yo creo que Argentina tendrá serísimos problemas”. La visita de Fernández el 04JUL19 a Lula da Silva quien permanecía preso en Curitiba cumpliendo condena por corrupción, generó especial molestia en el Palacio de Planalto. En sus declaraciones del 16JUL19 Bolsonaro acusó al “candidato de Cristina Kirchner” de pretender revisar el acuerdo comercial Mercosur-Unión Europea. “Y eso trae problemas económicos para Brasil, para Argentina, para Uruguay y para Paraguay. Estamos enfocados en la economía. Un gobierno con la economía débil no se sustenta. Y yo no quiero que Argentina siga la línea de Venezuela”. Después, tras confirmarse el triunfo de Fernández, desde Catar Bolsonaro dijo creer “que Argentina eligió mal. El pueblo puso en el poder a quien colocó a la Argentina en un pozo antes". Bolsonaro no envió mensaje de felicitación a Fernández y manifestó su poco interés de enviar un representante a la asunción. La decisión de EEUU de enviar una delegación a Buenos Aires y gestiones del entorno de Fernández en Brasilia lograron hacer cambiar de posición a Bolsonaro quien finalmente delegó en el vicepresidente Hamilton Mourão la representación brasileña en los actos de Buenos Aires.

Tanto en el caso de EEUU como de Brasil, el equipo de Fernández encabezado por Sergio Massa y Jorge Argüello llevaron a Argentina congresistas del Partido Republicano de EEUU y a parlamentarios aliados de Bolsonaro para explicarles los planes del nuevo gobierno argentino.

*****

La respuesta al discurso de toma de posesión de Fernández llegó en la mañana del 11DIC19 desde las puertas del Palacio de Alvorada, residencia oficial de Bolsonaro en Brasilia. El brasileño se mostró complacido por la extensa mención de Fernández en su discurso y asomó su disposición de recibirlo en una visita a Brasil. “El mejor comercio aquí en Suramérica en con Argentina”, dijo Bolsonaro agregando que “”interesa a los dos continuar ese comercio”. Bolsonaro, como ya hizo ante China, está dispuesto a asumir una posición pragmática ante el gobierno izquierdista de Argentina basada en los lazos comerciales. El 12DIC19 aterrizó en Brasilia el exvicepresidente argentino Daniel Scioli para sostener encuentros con el alto gobierno brasileño procurando fijar una pronta fecha para la visita de Fernández quien muestra apuro de definir su primer periplo internacional.

Por cierto, Iván Duque y su nueva ministra de exteriores Claudia Blum no viajaron a Argentina delegando la representación de Colombia en el ministro de Comercio José Manuel Restrepo. Fuentes de la cancillería colombiana aseguran que la evaluación del gobierno Duque sería la de dar prioridad a los temas comerciales con la Argentina kirchnerista.

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Estaría usted de acuerdo con que los padres en Florida puedan decidir si sus hijos asistirán o no a clases cuando se traten temas como la evolución humana, la educación sexual o la influencia del hombre en el cambio climático?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas