Brasil y Colombia serán los dos destinos de una temprana gira que realizará el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, al comenzar el año 2019 en la cual el “tema Venezuela” estará sobre la mesa en diversas reuniones.

Pompeo es el enviado de Donald Trump para encabezar la delegación estadounidense en los actos de toma de posesión presidencial de Jair Bolsonaro en Brasilia el 01ENE19. Además de asistir a las ceremonias por la asunción de Bolsonaro, Pompeo y su equipo mantendrá una reunión privada con el nuevo mandatario brasileño quien aspira establecer una relación privilegiada con Washington. Ya el 29NOV18 tuvo lugar un primer encuentro de alto nivel cuando el asesor de Seguridad Nacional John Bolton visitó en Río de Janeiro a Bolsonaro. La sesión de trabajo de Bolsonaro con Pompeo será la continuación de un diálogo que el brasileño aspira convertir en acciones conjuntas.

Te puede interesar

La actual línea de la Casa Blanca promovida por Pompeo y Bolton de homogenizar la política de EEUU hacia Cuba, Venezuela y Nicaragua, será abordada en la conversación con Bolsonaro. Según el comunicado del Departamento de Estado de EEUU del 28DIC18 en el cual confirmó el viaje de Pompeo, “EEUU trabajará con Brasil para apoyar a los pueblos de Venezuela, Cuba y Nicaragua que luchan por vivir en libertad contra regímenes represivos”. Previamente la cancillería brasileña, por indicaciones de Bolsonaro, procedió a retirar la invitación a Nicolás Maduro, Miguel Díaz-Canel y Daniel Ortega para los actos del 01ENE19 en Brasilia.

*****

En su agenda en la capital brasileña, Pompeo además tiene incluida una reunión con el primer ministro israelí Benjamin Netanyahu y otra con el presidente peruano Martín Vizcarra.

Si bien Pompeo coincidirá en Brasilia con Iván Duque, en la mañana del 02ENE19 el Secretario de Estado de EEUU estará arribando a Cartagena de Indias, Colombia, para sostener una reunión de trabajo con el presidente colombiano. El encuentro, concertado a principios del mes de diciembre, tendrá lugar en la residencia presidencial a orillas del Caribe y en ella estarán presentes los ministros colombianos de Defensa y Relaciones Exteriores Guillermo Botero y Carlos Holmes Trujillo. La implementación de los acuerdos de paz con las Farc, las acciones del ELN dentro y fuera de Colombia, narcotráfico, acuerdos comerciales y política coordinada ante el gobierno Maduro están en la lista de puntos que EEUU quiere revisar con Duque.

*****

La toma de posesión de Jair Bolsonaro se ha convertido en un tema relevante en la política regional, pese a que generalmente mandatarios y cancilleres rehúyen asistir a las juramentaciones presidenciales brasileñas fijadas para el festivo primero de enero.

La lista de mandatarios que confirmaron su presencia incluye a los presidentes de Chile, Colombia, Cabo Verde, Bolivia, Honduras, Paraguay, Perú, Portugal y Uruguay, así como los primeros ministros de Israel y Hungría. España estará representada por la presidente del Congreso Ana Pastor. El gobierno chino, cuyos diplomáticos en Brasil ha trabajado en las proximidades de Bolsonaro para abrir puentes, estará enviando a Ji Bingxuan, “vicepresidente del Comité Permanente de la Asamblea Popular Nacional” quien ya representó a su país en la toma de posesión de Mauricio Macri en 2015. Macri no asistirá a las ceremonias en Brasilia y se espera que viaje a Brasil a mediados de enero para un primer encuentro con Bolsonaro quien, a su vez, habría incluido a Argentina y Chile en su futuro primer viaje presidencial al extranjero.

*****

Dos nombres resaltan en la lista de mandatarios que llegan a Brasilia: el húngaro Viktor Orbán y el israelí Benjamin Netanyahu.

La inusual presencia del mandatario de Hungría en Brasil deja en evidencia las aproximaciones de la familia Bolsonaro con tendencias derechistas internacionales dentro de las cuales Steve Bannon, el exasesor de Donald Trump, actúa como puente de enlace. Bannon quien actúa como asesor de Orbán, visitó Brasil durante la reciente campaña electoral y, Eduardo Bolsonaro, diputado e hijo de Jair Bolsonaro, durante su reciente viaje a EEUU asistió a la celebración del cumpleaños de Bannon el 28NOV18 en Washington.

La presencia de Netanyahu en Brasil pareciera mostrar el interés israelí para ampliar su lista de amistades en un continente donde Irán, de la mano de Hugo Chávez, comenzó a extender ramificaciones y ganar influencias desde la década pasada. El primer ministro de Israel llegó a Río de Janeiro el 28DIC18 donde permanecerá hasta el 31DIC18 cuando se trasladará a Brasilia para participar en los actos oficiales. Su primera actividad en tierra carioca fue trasladarse a las instalaciones militares del “Fuerte de Copacabana” para una reunión formal, una rueda de prensa conjunta y un almuerzo privado con Bolsonaro. Tras el encuentro oficial Bolsonaro, quien es cristiano católico, acompañó a Netanyahu a una cercana sinagoga.

Una alianza política pareciera estarse forjando entre Israel y Brasil la cual se materializaría tanto en coordinación de acciones internacionales como en acuerdos de cooperación militar, de seguridad y comerciales. Bolsonaro ha señalado su intención de mudar la Embajada brasileña en Israel a Jerusalén. Además, la cancillería brasileña aún sin que se produzca el cambio de gobierno ya modificó su línea en la ONU ante el tema palestino. El 06DIC18 por primera vez Brasil acompañó a EEUU en una votación en la ONU condenando al grupo palestino Hamas.

*****

El triunfo de Jair Bolsonaro y su posición contra los gobiernos de Cuba y Venezuela ha desatado desde La Habana una abierta campaña de desprestigio contra el nuevo gobierno brasileño la cual tendería a convertirse en acciones de erosión política dentro de Brasil.

El 19DIC18 desde su cuenta en Twitter, el canciller cubano Bruno Rodríguez atacó a Bolsonaro y en su tuiteó escribió: “Lula libre! No Bolton-aros goebbelianos. No neoliberalismo/neofascismo”. El embajador cubano en Japón Carlos Pereira rápidamente retuiteó el trino de su jefe y agregó: “Bolsonaro ha mostrado al mundo su naturaleza profundamente reaccionaria, su nostalgia por las dictaduras latinoamericanas, su visión racista, machista, misogina, homofóbica, antocomunista y militarista” (sic). Rodríguez, a su vez, retuiteó a su embajador en Japón convirtiendo los ataque contra Bolsonaro en versión oficial del régimen castrista.

Varios días antes, el 14DIC18, se realizó en La Habana una reunión cumbre de Alba, la organización creada por Fidel Castro y Hugo Chávez que reúne a los gobiernos de orientación castrocomunista. En su intervención de apertura, Miguel Díaz-Canel se refirió a Brasil y dijo que en Brasil “jueces venales asociados a la derecha, insisten en la práctica de acusar y condenar a los líderes progresistas” en obvia mención a su socio político Lula da Silva preso por corrupción desde el pasado mes de abril. El cubano, en presencia de Nicolás Maduro, Evo Morales, y Daniel Ortega enunció la línea política: “es preciso construir un frente lo más amplio posible, que reúna fuerzas de izquierda y progresistas, movimientos y organizaciones sociales de la región, para enfrentar estos desafíos”. Las indicaciones de Díaz-Canel coinciden con las orientaciones contra el gobierno de Bolsonaro anunciadas por las expresidentes Dilma Rousseff y Cristina Kirchner el 19NOV18 en Buenos Aires durante el evento “Foro Mundial de Pensamiento Crítico” convocado como “anticumbre al G20”.

El tono cubano ante el nuevo gobierno brasileño es compartido por el régimen chavista y por los seguidores de Lula da Silva. El 12DIC18, el canciller de Maduro, Jorge Arreaza, envió a la cancillería brasileña una comunicación en la cual calificaba a Bolsonaro como “un presidente que es expresión de la intolerancia, del fascismo y de la entrega a intereses contrarios a la integración latinoamericana”.

El partido de Lula da Silva PT, por su parte, ya acusa al gobierno Bolsonaro de “autoritario, antipopular y antipatriota, marcado por abiertas posiciones racistas y misóginas”, según un comunicado emitido el 28DIC18 en el cual informó que sus parlamentarios no asistirán a la sesión de juramentación del nuevo presidente en el Congreso de Brasil. El partido PSOL, liderizado por Guilherme Boulos, tampoco asistirá a los eventos del 01ENE19 alegando que Bolsonaro “no respeta los derechos humanos”. Boulos acompañó a Lula da Silva en su última visita a Cuba en diciembre de 2016.

*****

Por cierto, la toma de posesión de Bolsonaro se producirá con un esquema de seguridad sin precedentes en Brasil. Brasilia estará bajo especial vigilancia aérea desde la madrugada del 01ENE18 y la Fuerza Aérea fue autorizada, mediante decreto de Michel Temer, para abatir cualquier aeronave que represente peligro a la seguridad de los asistentes a las ceremonias. Bolsonaro fue blanco de un atentado el 06DIC18 cuando fue gravemente herido por un atacante solitario. Diversos medios han dejado saber que tras su elección, Bolsonaro ha recibido nuevas amenazas contra su vida.

*****

El 01ENE19 comenzará un año políticamente complicado para Latinoamérica. Mientras llega, nos permitimos desear un buen año 2019 para los lectores del Informe Otálvora. Gracias por seguirnos.

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

En este regreso a clases en el sur de Florida, ¿cree que las autoridades han tomado las medidas necesarias para garantizar la seguridad en las escuelas?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas