MIAMI.- Durante una parada técnica en el archipiélago africano de Cabo Verde, Alex Saab, señalado testaferro del dictador venezolano Nicolás Maduro, fue detenido por las autoridades locales de ese país el pasado 12 de junio tras hacer efectiva una circular roja de la Interpol. Se especula que una delación del empresario colombiano podría hundir más al gobernante Nicolás Maduro.

La revista Semana y Armando.info reconstruyen la historia de este hombre que maneja los ‘grandes negocios’ del régimen chavista. Según el reportaje de esos dos medios, en caso de que Saab “hable” podría poner contra la pared o arrastrar a los integrantes de la mafia que ostenta el poder en Venezuela.

Te puede interesar

Por las manos de Saab pasó desde el suministro de los alimentos hasta la reciente importación de combustible iraní, y también el comercio del oro y petróleo de la nación venezolana.

Saab ha tenido movimientos bancarios en Suiza, Antigua y Barbuda, país que en 2014 le dio una especie de pasaporte diplomático. Se dice que sus colaboradores movieron decenas de compañías de papel a Emiratos Árabes y Turquía, jurisdicciones aún más difíciles de fiscalizar, con movimientos bancarios a través de Rusia, Bulgaria, países de África y más recientemente Irán, en el caso de la compra de gasolina.

Según la investigación periodística, Álex Naín Saab Morán siempre procuró un bajo perfil. Apenas hay fotos de él. La prensa colombiana repite una en la que luce un esmoquin negro, tomada hace años en un evento social en su Barranquilla natal.

Esa imagen nada tiene que ver con la más reciente: aunque con unos cuantos kilos menos y varios años más, Saab ahora aparece con jeans y franela negra, esposado y escoltado por dos funcionarios policiales. Es la imagen de su caída, dice el medio en su más reciente edición.

La imagen de la captura de Saab se propagó a gran velocidad y desató un estruendo que apenas comienza a llegar a Venezuela y Colombia.

La Cancillería de Caracas cerró rápidamente filas con el empresario y lo calificó de “ciudadano venezolano”, lo ascendió a “agente del Gobierno bolivariano” y reclamó para él “inmunidad diplomática”. Esto fue solo horas después de la captura y ante el temor de una rápida extradición a Estados Unidos, donde enfrenta cargos por lavado de dinero desde 2019, de acuerdo con el reportaje realizado por Semana y Armando.info.

Saab representaba a Fondo Global de Construcción, una compañía privada con presencia en Colombia, Venezuela, Ecuador, pero cuya propietaria final era otra sociedad registrada en la isla mediterránea de Malta.

El reportaje expone que al llegar Maduro al poder transformó al barranquillero (Barranquilla es una ciudad del Caribe colombiano) en su principal contratista. Y, más recientemente, lo convirtió en el hombre que orquestó operaciones por cientos de millones de dólares para suministrar alimentos de mala calidad, destinados al programa estatal conocido como Clap.

Además, por cuenta de Maduro, Saab transó por el mundo el oro venezolano, comercializó el petróleo y hasta importó gasolina iraní. En definitiva, se convirtió en su ministro de Finanzas en la sombra y en el vehículo para esquivar las sanciones financieras que Donald Trump impuso al régimen chavista desde 2018.

Además, Saab habría sido la ficha usada por Maduro para comprar diputados, hasta entonces integrantes de las filas de oposición al chavismo, que finalmente le dieron la espalda a Juan Guaidó el 5 de enero, en un intento por tomar a la fuerza la directiva de la Asamblea Nacional.

El portal venezolano Armando.Info, especializado en periodismo de investigación, durante años ha documentado los negocios de Saab en Venezuela.

Este medio había revelado en 2017 que a través de Group Grand Limited, registrado en Hong Kong, controlaba, casi desde su nacimiento, el millonario suministro para el programa de los Clap con el que Maduro vende alimentos subsidiados a la población a cambio de un mayor control político y social.

Las dos publicaciones señalan en el reportaje titulado “Álex Saab, el hombre de los secretos de Maduro” que en los primeros años de la presidencia de Maduro, la trama de empresas de Saab acumuló unos 120 millones de dólares provenientes de las asignaciones de dólares preferenciales en las denominadas ‘subastas Sicad’; otros 125 millones de dólares con contratos para la venta de materia prima a granel, como maíz, trigo o soya, en lo que hoy luce como la ‘precuela’ de los Clap.

También, un acuerdo por 4.000 millones de dólares para la explotación petrolera con la fantasmal Trenaco, domiciliada en Colombia y Suiza, al frente de la cual estuvo el empresario colombiano Carlos Gutiérrez Robayo.

¿Qué viene para Saab?

El futuro de Álex Saab aún es incierto. El chavismo y el abogado contratado en Cabo Verde anuncian una pelea hasta la Corte Constitucional de ese país para evitar la extradición a Estados Unidos.

De acuerdo con el medio de Cabo Verde Infopress, la defensa del empresario barranquillero presentó una solicitud de hábeas corpus ante el Supremo Tribunal de Justicia de ese país africano, que debe tomar una decisión a principios de la semana que empieza.

Estados Unidos, que aspira a obtener la extradición de Saab, lo acusa de hacer negocios turbios e incurrir en lavado de dinero con el gobierno venezolano. Concretamente, lo señala de participar en el lavado de 350 millones de dólares a través de empresas suyas domiciliadas en diferentes partes del mudo, cita el reportaje.

Por su parte, el gobierno de Caracas pretende impedir el envío alegando que el empresario es agente suyo y tiene inmunidad diplomática. Desde el 2011, Saab ha realizado negocios multimillonarios con el régimen chavista en materia de construcción de viviendas, compra de alimentos y venta de oro.

Es muy probable que Saab pueda terminar ante un juez en Estados Unidos para contar los secretos acumulados durante estos años de frenético ascenso, y muchas personas creen que quizás termine también por arrastrar al propio Nicolás Maduro y a su cúpula gobernante.

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

La Ciudad de Miami ha ordenado el uso obligatorio de mascarillas u otro tipo de protección facial en lugares públicos. Hialeah, Coral Gables y North Miami Beach adoptan medidas similares. Para Usted...

Es la única manera de evitar el aumento de los contagios
El uso de la mascarilla no tiene que ser obligatorio
Está bien usarla en mercados o centros de salud, pero no en la calle
Más que usar mascarilla, hay que controlar a los grupos de riesgo
ver resultados

Las Más Leídas