La represión del régimen comienza antes de las marchas pacíficas como denuncia un artículo de DIARIO DE CUBA. Reproducimos el texto:

El periodista independiente cubano Vladimir Turro Páez denunció que fue agredido por tres individuos que le golpearon un ojo y lo amenazaron para que no salga a cubrir la marcha cívica del 15 de noviembre.

Te puede interesar

Turro Páez, periodista de Cubanet, mostró en un vídeo el daño en su ojo izquierdo.

"Acabo de ser atacado por tres esbirros de la dictadura castrista. Me golpearon en un ojo. Me cogieron de sorpresa. Me acaban de dar una especie de mensaje (...) me dijeron 'esto es un adelanto de lo que puede sucederte si sales el 15 de noviembre a estar haciendo el periodismo cochino ese que tú haces'. Esas fueron las palabras de lo esbirros que me golpearon", relata Turro Páez.

"El Estado cubano tiene que garantizar la seguridad de quienes marchen y quienes contramarchen, de lxs que decidan llevar a sus hijxs a la escuela, a vacunar, de quienes reporten todo eso. Ese es su compromiso con la ciudadanía. Esa responsabilidad empezó ya", escribió la activista feminista Marta María Ramírez en respuesta a un tweet del medio independiente Prensa Libre, que denunció la agresión contra el periodista.

"Esos no son delincuentes, es la Seguridad del Estado,. Una vez más demuestran la cobardía de este sistema que golpea y agrede a opositores pacíficos. Son unos cobardes , acusamos al G2 por lo que pase con el hermano Vladimir Turro Páez. Patria y Vida…", escribió un usuario identificado como Leudys Reyes en respuesta a un post en Facebook de Turro Páez denunciando el suceso.

A medida que se acerca la marcha cívica promovida por la plataforma cívica Archipiélago y convocada para el día 15, el régimen cubano ha incrementado las amenazas contra sus promotores y los potenciales participantes.

El jueves, la activista Daniela Rojo una de las administradoras de la plataforma, recibió una "advertencia" de la Seguridad del Estado para que piense en las consecuencias que tendría para sus hijos criarse sin ella, en alusión a la posibilidad de encarcelarla.

El miércoles, Edel Carrero fue despedido del Centro de Teatro de La Habana, donde se desempeñaba como informático, por su apoyo a la marcha del 15 de noviembre, según denunció en su cuenta de Twitter.

"Acabo de ser despedido del Centro de Teatro por la Seguridad del Estado. Pues como soy el informático dicen que esa plaza tiene que ser de alguien confiable... Vergüenza nacional y asco", escribió el joven.

Antes, habían sufrido despido laboral al menos dos trabajadores cubanos que expresaron su adhesión a la marcha.

El lunes de esta semana, el principal promotor de la plataforma Archipiélago y de la marcha pacífica del 15 de noviembre, el dramaturgo Yunior García Aguilera, sufrió un acto de repudio en su casa.

Días antes, había recibido una amenaza envuelta en cadáveres de aves decapitadas que fueron depositados en la entrada de su vivienda.

Numerosas organizaciones defensoras de los derechos humanos y partidos políticos han mostrado su preocupación por la represión del régimen cubano contra los ciudadanos que pretenden participar en la marcha cívica.

FUENTE: DIARIO DE CUBA

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.91%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.28%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.81%
65828 votos

Las Más Leídas