Náuseas extremas, fiebre alta y otro tipo de complicaciones relacionadas con la sobredosis (supuestamente de heroína) han generado que, seis después de ser ingresada, Demi Lovato (25) aún permanezca en el Cedars-Sinai Medical Center.

TMZ, el mismo que dio la noticia de su hospitalización, asegura que la cantante aún está "muy enferma" y que, por lo tanto, la fecha de su alta aún no ha sido ni planteada.

Es más, fuentes de primera mano aseguran al portal que los familiares y amigos aún no pueden hablar a la artista de la rehabilitación a la que tiene que someterse para salvar su vida, ya que todavía no está en condiciones.

Su entorno no sabe cómo recibirá la noticia de que necesita desesperadamente acudir a una clínica de desintoxicación, como ya hiciera en anteriores ocasiones, si quiere salvar su vida: "No sabemos dónde tiene la cabeza", dicen.

Embed

A pesar del estado complicado de Lovato, los médicos y familiares son optimistas respecto a su recuperación: "Está bajo el cuidado de médicos expertos y se espera que se recupere por completo", reseña El Mundo.

Aunque no se sabe qué droga le causó a la estadounidense la sobredosis, los paramédicos que acudieron a su casa tras una llamada a emergencias tuvieron que reanimarla con Narcan, un antídoto para los opiáceos.

FUENTE: REDACCIÓN

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la economía en EEUU ha mejorado con el Gobierno de Donald Trump?

No
No hay mayor cambio
ver resultados

Las Más Leídas